•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Don Benito homenajeó el viernes a las víctimas del terrorismo dando nombre a una glorieta, que fue inaugurada ese día. La decisión fue adoptada por unanimidad por la corporación municipal en la sesión celebrada el 28 de julio. Al acto asistió María del Mar Blanco, hermana del concejal del PP asesinado por ETA Miguel Angel Blanco y presidenta de su fundación, así como de Antonio Felipe Gómez, representante de la Asociación Víctimas del Terrorismo de Extremadura, el alcalde y el resto de la corporación. Numeroso público se sumó al homenaje y llenó la casa de cultura, desde donde los asistentes se trasladaron a la rotonda, en la avenida de Madrid.

Antonio Felipe Gómez reivindicó que los asesinos cumplan íntegras sus condenas y recordó que la asociación ha contabilizado 74 víctimas del terrorismo de ETA en Extremadura. Por su parte, el alcalde se refirió al acto como una forma de honrar la memoria de las víctimas, su recuerdo constante y "el rechazo a una lacra incomprensible que es el terrorismo". María del Mar Blanco se refirió al acto como "el mejor homenaje a los que dieron su vida por la libertad". Dijo sentirse avergonzada "por un gobierno vasco que no agradece a las víctimas que dieron su vida por defender al pueblo vasco y que vela por los terroristas".

Blanco coincidió con Gallego y Gómez en hablar de la derrota del terrorismo etarra desde el Estado de Derecho, la acción judicial y policial. Y pidió plasmar el nombre de las víctimas en calles y jardines para que perduren en el tiempo. Frente a esto, habló de la humillación que supone "pasear por las calles que llevan todavía los nombres de los asesinos de nuestros familiares". Así, destacó la importancia del consenso del PP y PSOE para retirar por ley los nombres que honren a los asesinos.