El riesgo de diseminación de la variante Ómicron en España se considera muy alto según el último informe del Ministerio de Sanidad dado a conocer este martes que ha seguido los criterios del Centro Europeo para la Prevención y Control de Enfermedades.

El informe, que ha tenido en cuenta tanto la probabilidad de transmisión como el impacto de la enfermedad, sostiene que la situación actual respecto a la incidencia de la Covid-19 es de riesgo alto, con más de 600 casos cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días y con varias semanas de ascenso mantenido. En las últimas
semanas se ha observado un crecimiento exponencial de Ómicron mediante cribados con PCR específica y mediante la secuenciación de muestras aleatorias.

El Ministerio de Sanidad considera muy probable que la vacuna continúe protegiendo frente a episodios graves de Covid-19, aunque en los primeros estudios se haya observado una disminución en la protección frente a la infección sintomática. En este sentido asegura que en un contexto de alta transmisibilidad, el aumento pronunciado en el número total de casos podría dar lugar a un incremento en el número de hospitalizaciones con el consiguiente riesgo de saturación de los sistemas de salud.

Anuncios
Anuncios

La Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró Ómicron como variante de preocupación el 26 de noviembre y desde entonces numerosos países han comunicado casos y brotes por la nueva variante y algunos de ellos han constatado un incremento muy rápido en el porcentaje de contagios. En España, en las últimas semanas se ha detectado mediante cribados por PCR un crecimiento exponencial en la proporción de Ómicron frente a Delta. Los primeros estudios indican una capacidad de escape inmunitario mayor que el encontrado frente a Delta.

Los datos preliminares indican que la variante Ómicron no causaría enfermedad más grave en los adultos y que la vacuna reduciría aún más la probabilidad de desarrollar cuadros graves, la hospitalización y la muerte. Aunque se espera que la vacuna mantenga una efectividad mayor frente a infección grave, la disminución de la efectividad frente a infección sintomática y el aumento en la probabilidad de reinfección facilitan el aumento de casos, por lo que el impacto en la población se considera también muy alto.

Debido al contexto epidemiológico actual y a la expansión de la variante Ómicron, las autoridades sanitarias recomiendan continuar aumentando los porcentajes de cobertura vacunal y la administración de dosis de refuerzo en poblaciones diana, así como mantener y enfatizar el cumplimiento de las medidas de control no farmacológicas: el uso adecuado de mascarilla, la distancia interpersonal, la ventilación adecuada en los espacios cerrados y la higiene de manos.

Para controlar la transmisión en el escenario de riesgo actual, se aconseja reducir el número y la duración de los contactos. Asimismo se recomienda establecer límites en el número de participantes en eventos públicos y sociales. Durante las celebraciones de las fiestas navideñas se recomienda limitar las reuniones sociales con familiares y amigos, las comidas y fiestas de empresa y los actos públicos en los que se puedan producir aglomeraciones, así como la protección especial de las personas vulnerables.


Galería de imágenes