El Club Sénior de Extremadura considera «prácticamente imposible» que antes de que finalice este año puedan circular trenes diésel por la región y ha lamentado el retraso en la electrificación del trazado hasta Badajoz, que no se completará hasta el verano del próximo año.

En un nuevo informe de seguimiento de la situación del ferrocarril entre Madrid y Badajoz, el Club Senior duda que en 2022 circulen trenes eléctricos por Extremadura y sostiene que continúan o aumentan las incertidumbres sobre el cumplimiento de las fechas de puesta en servicio del tramo Badajoz-Plasencia.

«Las dos primeras promesas oficiales hechas en 2003 y 2004 fijaban la terminación del AVE Madrid-Extremadura en el año 2010; nueve años después el AVE pasó a ser un Tren de Altas Prestaciones que estaría listo en 2015, y pasados otros tres años más, se prometió que estaría terminado en 2019 y electrificado en 2020, promesa que un año después se retrasaría a 2021, pero limitándose exclusivamente al tramo Badajoz- Plasencia», explica el Club Senior.

Anuncios
Anuncios

El informe recuerda que la última promesa fijaba su puesta en servicio en el año 2022, pero sin aclarar si se tratará de un tren electrificado o de tracción diésel y critica el hecho de que el ferrocarril Madrid-Badajoz empezara a estudiarse hace 20 años -en 2001- y sin embargo aún no haya circulado ni un solo tren por nuevas vías.

«Es manifiesta la ausencia de una gestión eficaz que evite los frecuentes retrasos, incluso de dos años, en el comienzo de las obras contratadas, los modificados de plazos e importes y que no se coordinen y concatenen adecuadamente las diferentes actuaciones para conseguir acortar los plazos globales», indica el informe que acaba de hacerse público.

El Club Senior considera que todos estos retrasos son inexplicables porque nadie asume la responsabilidad de informar verazmente a los extremeños de las razones que los motivan.

El informe concluye poniendo en duda las últimas promesas realizadas por el Gobierno y sostiene que la plataforma de dos de los tramos de Plasencia a Navalmoral de la Mata es muy probable que no estén terminadas antes del primer semestre de 2025 y, en consecuencia, no estarán completas ni electrificadas hasta bien entrado 2027. Asimismo lamenta la lentitud en el análisis de alegaciones presentadas en el periodo de información pública del Estudio Informativo Madrid-Oropesa que finalizó hace 8 meses.