El municipio cacereño de Alcuéscar ha conseguido solucionar un problema de abastecimiento de agua que afectaba a una importante zona del municipio mediante la sustitución de casi 420 metros de tuberías. El problema venía provocado por el envejecimiento de las redes de abastecimiento unido a la alta presión en la red, lo que provocaba roturas en las conducciones e impedía la llegada del agua con normalidad en varias calles de la localidad.

Así, a través del Programa Extraordinario de Inversiones 2020 de la Diputación de Cáceres se han invertido 73.180 euros en las obras de mejora de la red de Alcuéscar, y con la sustitución de unos 420 metros de tuberías, se ha podido solucionar este problema.

Concretamente, se ha intervenido en el tramo proveniente de los depósitos reguladores, con la sustitución desde la calle Marcelino Barrero hasta su intersección con la calle Fuente del Castaño. Además, se ha reemplazado la canalización antigua por una de polietileno con capacidad para soportar presiones nominales de 16 atmósferas y con un diámetro de 200 mm.

Anuncios
Anuncios

En el punto final de la calle se ha instalado una válvula reductora de presión que cuenta con válvulas de corte antes y después de la misma, entre las que se ha intercalado un filtro tipo, así como cazapiedras, aguas arriba de la válvula, con el fin de protegerla de elementos que puedan dañarla. Esta válvula es la encargada de mantener la red con presiones suficientes para dar un adecuado servicio de abastecimiento en las viviendas y a la vez evitar que se produzcan presiones demasiado altas que puedan romper las conducciones más antiguas existentes en el municipio.

Igualmente se ha procedido a la sustitución de la tubería principal de abastecimiento desde el anterior tramo hasta la Plaza de España por la calle Fuente del Castaño con una tubería de polietileno de la misma tipología que la anterior.