•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Numerosos vecinos de la comarca han mostrado su malestar por la demora que registra la ejecución de  las obras de la carretera que une Moraleja y La Moheda de Gata y que están provocando cortes reiterados en la circulación.

La vía es aún propiedad de la Confederación Hidrográfica del Tajo y, una vez finalicen los trabajos de acondicionamiento y ensanche, pasará a ser propiedad de la Diputación Provincial de Cáceres.

Desde hace meses, los vecinos que habitualmente usan la vía vienen padeciendo reiterados cortes en la circulación, desvíos por caminos intransitables y que, tras las intensas lluvias caídas este invierno, se encuentran en pésimo estado de conservación.

Anuncios
Anuncios

Hace semanas, que la vía sólo está abierta al tráfico rodado en un sólo sentido a pesar de que los trabajos están suspendidos desde hace semanas por el mal tiempo y la lluvia.

Los afectados (en su mayoría vecinos de La Moheda, Moraleja y propietarios de fincas agroganaderas) se han mostrado indignados por los controles que efectivos de Tráfico están realizando para evitar que se circule por una vía en la que desde hace semanas los trabajos están paralizados y, en lugar de controlar semafóricamente la circulación para permitir el tránsito de vehículos en ambos sentido de forma intermitente, se ha optado por prohibir el tránsito de vehículos por uno de los carriles.

En los consistorios de Gata (población de la que depende La Moheda) y Moraleja se desconoce la fecha en que concluirán los trabajos en la carretera, unas obras que deberían haber finalizado antes de que concluyera el año 2012, según los datos ofrecidos a las ciudadanía.

Los afectados, que  piden que se controle semafóricamente la circulación y que concluyan a la mayor celeridad los trabajos, no descartan iniciar movilizaciones si las obras siguen paralizadas y se mantienen los reiterados cortes de tráfico.

 


Galería de imágenes