•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El instituto público municipal de servicios sociales estará en funcionamiento el próximo año, según las previsiones que maneja el ayuntamiento. El equipo de gobierno local está negociando en la actualidad la compra de un gran edificio, y para ello ya se han interesado por "tres o cuatro" de titularidad privada, con el fin de adquirir finalmente uno de ellos, según ha comentado el alcalde de Mérida, Angel Calle.

En este inmueble, señaló, trabajarán los servicios sociales –en la actualidad la plantilla es de un centenar de personas– que realizan su labor en la antigua Politécnica, así como personal especializado en atención a dependientes, fruto de la nueva ley de dependencia, recordó el alcalde. De ahí, que se trate de un edificio de dimensiones importantes, por lo que "estamos mirando tres o cuatro casas grandes de titularidad privada", reiteró.

Una vez comprado, el ayuntamiento deberá rehabilitar el mismo a las necesidades de este departamento, aunque "las obras dependerán de cuál de los edificios que estamos mirando sea que elijamos".

En todo caso, destacó Calle, el objetivo que se ha marcado el ayuntamiento es que esté comprado "antes de que termine el año y pueda comenzar a trabajar a lo largo del próximo año".

Además, dijo, hay que tener en cuenta el compromiso del consistorio de que que próximo año la escuela oficial de idiomas se traslade del instituto Extremadura al edificio de la antigua Politécnica, donde se ubican ahora los servicios sociales, por lo que estos trabajadores deberían estar en el nuevo inmueble para que ese traslado se pueda producir según lo previsto.


Galería de imágenes