El Sindicato de Enfermería, SATSE, se reafirma en su oposición en cuanto al bajo porcentaje de sustituciones que el SES y SEPAD realizan durante el verano. Según la agrupación, en Extremadura se cubre un 33 por ciento de las enfermeras, enfermeros y fisioterapeutas que tendrán unos días de descanso por vacaciones, mientras que las bajas por enfermedad dejan de cubrirse durante todo el año.

Este bajo porcentaje de contratación de suplencias de enfermeras y fisioterapeutas en los meses de verano supone que de cada 100 profesionales que se van de vacaciones, sólo se contrata a 33.

Esta realidad supone que los enfermeros y fisioterapeutas que desempeñen su labor en el SES y el SEPAD en verano tendrán que realizar el trabajo de casi tres personas, con lo que se sobrecarga aún más a unos profesionales sanitarios que llevan desde hace más de dos años acumulando un grave agotamiento físico, psicológico y emocional a consecuencia de su lucha en primera línea contra la pandemia del Covid-19, circunstancias que políticos y gestores parecen haber olvidado, apuntan desde SATSE Extremadura.

Anuncios
Anuncios

SATSE explica que la no sustitución de la totalidad de las plantillas durante los meses de verano se ha producido siempre por el deseo de ahorrar costes y este año, además, se han producido problemas para encontrar profesionales dado el estructural y crónico déficit de estos sanitarios que sufre nuestra región.

En este sentido, SATSE Extremadura subraya que, pese a que se viene advirtiendo y denunciado desde hace años que cientos de profesionales se ven obligados a emigrar por las precarias condiciones laborales que ofrece el Servicio Extremeño de Salud y el SEPAD, no han hecho nada y ahora, se ven en el apuro de no encontrar a suficientes profesionales.

“Raya la desfachatez y la desvergüenza que las diferentes administraciones, que son las que han causado el problema del déficit de enfermería y fisioterapeutas, sean también las que ahora quieran escudarse en ese problema para decir que, aunque quieren, no hay enfermeras suficientes para contratar en verano”, ha señalado Gonzalo Gallego, portavoz de SATSE Extremadura.

Pese al llamamiento de principios de julio para exigir la dotación presupuestaria necesaria en materia de sanidad a la Consejera  de  Hacienda,  Pilar Blanco, y a Guillermo Fernandez Vara: “Se carga, un año más, en las espaldas de los profesionales la responsabilidad de atender a los ciudadanos en unas condiciones muy precarias. Listas de esperas,  continuas bajas de profesionales por el Covid-19 sin sustitución, el tiempo de espera en los servicios, sobrecarga laboral de los centros sociosanitarios del SEPAD… circunstancias de las que nuestros gestores parecen no tener conciencia. Lo que se ha traducido en situaciones de verdadera frustración para los usuarios, llegando incluso a agresiones a los profesionales sanitarios que son los que sustentan la sanidad pública”, ha aseverado Gallego.