La presidenta del PP de Extremadura, María Guardiola, ha denunciado que, como viene ocurriendo en los últimos años, muchos pueblos extremeños se han quedado sin médico o tienen que compartirlo, lo que conlleva que los consultorios estén funcionando a tiempo parcial, si es que hay suerte.

“La realidad de la sanidad en el medio rural en Extremadura es que está profundamente marcada por la falta de personal y por la precariedad”. Unos servicios que son esenciales, sobre todo para nuestros mayores, y que, en la práctica, no tienen una mínima atención por parte de la Junta.

Ha querido destacar que son muchos los vecinos de toda Extremadura que les están haciendo llegar sus quejas porque se sienten abandonados por la administración socialista de Vara.

Anuncios
Anuncios

A su vez, María Guardiola ha afirmado que no se está dando respuesta a los problemas de la gente. Y tampoco se escucha ni se incentiva a los médicos, a los que se les sobrecarga para cubrir las vacaciones y les obligan a ejercer de consultorio en consultorio, en ruta constante.

La lista de los pueblos, según la dirigente popular, es cada vez más larga: faltan médicos de atención primaria en Serrejón, Torre  de  Santa María, Albalá, Torrequemada, Torreorgaz, Arroyomolinos, Alía, Calzadilla de los barros, Higuera de Llerena, Llera… Incluso en zonas turísticas que multiplican su población en verano  como  ocurre en Cuacos o en Jaraíz de la Vera. “En todos estos pueblos, ponerse enfermo es un verdadero problema”

Del mismo modo, Guardiola ha denunciado que hay casos en los que no sólo falta personal sanitario en julio y  agosto, sino que sufren esos recortes todo el año. Es una situación desesperada para miles de familias, porque corren el riesgo de ponerse enfermos sabiendo que no van a ser atendidos en sus zonas de residencia.

La presidenta de los populares extremeños cree que “es muy injusto que año a año se deje sin médico a los pueblos extremeños, sin que la Junta ponga sobre la mesa una alternativa clara o un plan de choque de atención sanitaria rural”.