•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La tránsfuga Manuela Cordobés, que formó parte de la candidatura del Partido Popular (PP) de Jerez de los Caballeros en las últimas elecciones municipales, ha devuelto este martes la alcaldía del municipio a la socialista Virginia Borrallo, que no pudo repetir mandato en 2019 pese a encabezar la lista más votada y rozar la mayoría absoluta.

Cordobés dejó la alcaldía de este municipio pacense pendiente de un hilo tras votar el pasado mes de agosto en contra de los presupuestos municipales elaborados por su propio equipo de gobierno y alinearse con el PSOE en una sesión plenaria. Pese a que en aquella ocasión Virginia Borrallo descartó presentar una moción de censura, cinco meses después ha recuperado el bastón de mando gracias al voto de la tránsfuga, que hasta su cambio de rumbo ostentaba la concejalía de Patrimonio, Cultura y Turismo.

Virginia Borrallo Rubio ha recuperado su sillón tras prosperar este martes la moción de censura contra el hasta ahora alcalde, Juan Carlos Santana Fernández, de Unidas Podemos, que ha logrado gobernar hasta ahora pese a obtener un único concejal gracias al apoyo del PP y Ciudadanos, con los que formó un tripartito.

Anuncios
Anuncios

En el pleno extraordinario en el que se ha debatido la moción, la portavoz socialista y ya alcaldesa ha justificado su decisión en la existencia de un gobierno local “alejado de las necesidades de Jerez” y ha defendido la legitimidad de su grupo para formar gobierno. El PSOE fue la fuerza política más votada en las pasadas elecciones municipales tras obtener 2.732 votos y seis concejales, seguido del PP -1.562 sufragios y cuatro concejales- y Ciudadanos -839 votos y dos representantes-. Por último, Unidas Podemos logró rentabilizar sus 417 votos y pese a obtener un único concejal le convirtió en alcalde.

Manuela Cordobés fue desde sus inicios un elemento díscolo dentro del equipo de gobierno que reconoció abiertamente que aceptó formar parte de la lista popular como independiente por despecho hacia los socialistas a los que ahora ha dado su voto.

El hasta ahora alcalde, Juan Carlos Santana, ha dicho que se ha tratado de una moción “ruin y corrupta” y ha incidido en la corresponsabilidad de la exconcejala del PP, actualmente no adscrita, que ha propiciado el cambio de gobierno, para decir que lo ha hecho “de espaldas a la mayoría de Jerez” y en su condición de “tránsfuga”.

Pero Cordobés también ha querido aprovechar la sesión plenaria para acusar al equipo de gobierno, al Grupo Municipal Popular y a su portavoz, Francisca Rosa, de justificar acciones de menosprecio, realizar presiones y entrometerse en sus competencias. La que fuera concejala popular ha justificado su apoyo a la moción de censura desde la “coherencia” y ha indicado que el PSOE se ha presentado como un “equipo integrado”.

Esta es la primera ocasión en la que se presenta una moción de censura en la historia del Ayuntamiento de Jerez de los Caballeros, una cuestión que se ha encargado de recordar Francisca Rosa, que también ha aprovechado para acusar a Manuela Cordobés de incumplir todos los pactos que ha ido firmando. Para la portavoz popular, Borrallo recupera la alcaldía por la puerta falsa.

El portavoz del grupo Ciudadanos, Carlos Boza, también ha criticado duramente al Grupo Municipal Socialista y a Manuela Cordobés y ha acusado a Virginia Borrallo y a su equipo de gobierno de “tensionar” a la sociedad jerezana en la pasada legislatura.

La coordinadora general de Podemos Extremadura, Irene de Miguel, ha lamentado que el PSOE haya recurrido “a prácticas antidemocráticas para hacerse con el poder en Jerez de los Caballeros” y ha añadido que con esta moción de censura, los socialistas “han dinamitado el pacto anti-transfuguismo que todos los partidos firmaron hace escasos meses a nivel nacional”.


Galería de imágenes