•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La portavoz de Agricultura del Grupo Parlamentario Popular (GPP), Mercedes Morán, ha asegurado este lunes en la Asamblea de Extremadura que los viticultores extremeños han perdido 7,5 millones de euros debido a la “mala gestión” del gobierno de la Junta, tal y como evidencian los datos publicados por el Ministerio de Agricultura a través del Fondo Español de Garantía Agraria (FEGA).

Según ha señalado, el pasado día 15 de octubre venció el plazo de pago y, por tanto, el dinero que la Junta no ha abonado “se ha ido bien a otras comunidades o directamente a Bruselas”.

Anuncios

En su intervención durante la Comisión de Agricultura, Mercedes Morán ha explicado, además, que de los 1.094 viticultores que han solicitado la ayuda a la reestructuración y reconversión de viñedo en la convocatoria 2020, solo se han aprobado 239 solicitudes.

Anuncios

“La inmensa mayoría” de los solicitantes, como ha sido el 80 por ciento, “han visto cómo se quedaban sin la ayuda”, y eso que la consejera aseguró que los retrasos en la publicación de la convocatoria no afectarían a los productores y no habría pérdida de fondos, según informa el PP en nota de prensa.

La portavoz de Agricultura ha recordado que el PP advirtió de que la convocatoria de ayudas “salía tarde” y de la “grave situación” que vive el sector vitivinícola, ya que “el cierre del canal HORECA necesitaba medidas extraordinarias, pero con un presupuesto adicional, como se ha hecho con otros sectores”.

Ante esta situación, Morán ha lamentado que el resultado sea que, además de no ponerse más fondos, los viticultores extremeños han perdido dinero de las ayudas existentes.

Según ha explicado, dentro del Plan de Apoyo al Sector Vitivinícola, a Extremadura le correspondían para 2020, para las medidas de reestructuración y reconversión de viñedo, promoción del vino en terceros países, inversiones en bodegas y para las medidas extraordinarias por Covid, “un total de 14.862.667 euros que tenían que abonarse hasta el pasado jueves”, pero según la página web del FEGA, la Junta ha pagado sólo 7,3 millones de euros.

Para el Grupo Popular, “la pandemia no puede ser ninguna excusa a esgrimir, porque esta nos ha afectado a todas las regiones y algunas han pagado mejor que otras”, de hecho, según ha dicho, Castilla la Mancha tenía una asignación total de 98 millones de euros y ha pagado al 15 de octubre 112 millones de euros, y esto es porque se ha llevado sobrantes de otros territorios, así que sabemos quién se ha llevado el dinero de los viticultores extremeños que no ha podido pagar la Junta a tiempo.

Para Morán, “pese al esfuerzo que han hecho los funcionarios, la Junta no ha puesto los medios necesarios ni el refuerzo para que pudieran pagarse tanto la reestructuración de viñedo como las medidas extraordinarias por COVID”, y además de quedarse sin dichas ayudas, el sector se ha visto más agraviado aún por la negativa de la Junta a incluirlo, como ha hecho con otros sectores, en las ayudas directas por la Covid. “Es un despropósito, un fracaso de la Junta que sufren los viticultores”, ha apostillado.


Galería de imágenes