•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El alcalde de Mérida, Antonio Rodríguez Osuna, y el delegado de Seguridad Ciudadana, Marco Antonio Guijarro, han anunciado que el consistorio retirará la licencia de apertura a los establecimientos de ocio nocturno que incumplan las normas sanitarias para la prevención de la Covid-19.

“Es fundamental que todos seamos conscientes que el cumplimiento de las normas nos va a permitir salir de esta situación cuanto antes y con todas las garantías. Todos somos responsables de su cumplimiento”, afirmó

En su comparecencia, han confirmado que este pasado fin de semana se han interpuesto en Mérida un total de catorce  denuncias por no llevar mascarillas que “se suman a las 16 puestas la semana pasada, por lo que llevamos ya 30 denuncias en este sentido, algo que es fundamental, sancionar a quien no cumple”.

Además, se han puesto nueve denuncias por celebrar botellones “que son ilegales desde antes de la pandemia”, afirmó el delegado de Seguridad Ciudadana, dos denuncias por miccionar en la vía pública, otras dos derivadas de controles de alcoholemia, dos denuncias por desobediencia y una por daños al mobiliario urbano. “La Policía está realizando un gran esfuerzo para el cumplimiento de las normas, pero debemos ser conscientes del papel que jugamos cada uno”, aseveró Guijarro.

El alcalde, Antonio Rodríguez Osuna, ha mantenido una reunión con  los empresarios del ámbito del  ocio nocturno de la ciudad. En el acto han participado también representantes de la Policía Nacional y Local para recordarles la normativa vigente que rige el control de aforos y las normas higiénico sanitarias de obligado cumplimiento.

“Hemos trasladado a los empresarios y empresarias su deber de cumplir la normativa. Es más, este fin de semana realizaremos controles en los locales con Policía de paisano”, anunció Guijarro. Tal es así, que los miembros del equipo de Gobierno han recordado a los empresarios y empresarias que el incumplimiento de las normas frente a la COVID-19 podría conllevar el cierre del establecimiento durante 5 años tal y como prepara la Junta de Extremadura en el decreto-ley que fijará las sanciones por vulnerar las medidas para controlar el virus.

El delegado de Seguridad Ciudadana ha recordado que en los locales de ocio nocturno no está permitido el uso de la pista de baile, “los clientes deben estar sentados y el uso de mascarilla es obligatorio en el interior de los mismos para desplazarse por el local”, asevera.

Además, los locales de ocio nocturno deben tener los llamados “controladores de aforo” para regular el número de clientes en el interior de los establecimientos. “Existe un aforo máximo que deben cumplir a rajatabla y que vamos a vigilar para que así sea”, determinó Guijarro.