•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El Consejo de Gobierno ha aprobado el decreto por el que la Iglesia de San Andrés Apóstol, de Torrejoncillo, se declara Bien de Interés Cultural en la categoría de monumento. Un decreto por el que también se concreta la delimitación del bien y las limitaciones de uso.

Este monumento, ubicado en la Plaza Mayor del municipio, se construyó en su mayor parte entre 1550 y 1686, ampliándose con el añadido en el siglo XIX la capilla cruciforme en el lado del Evangelio y la torre del reloj y en el siglo XX la capilla bautismal.

Los estilos predominantes de la Iglesia de San Andrés Apóstol son el gótico y el renacentista, si bien las portadas, tanto la principal como las laterales, y la mayor parte de ambas torres, son de finales del XVII.

Aunque la nave de la iglesia y el coro se terminaron avanzado el siglo XVII, la construcción siguió en todo momento el modelo gótico inicial planteado en las trazas de Pedro de Ybarra, destacado arquitecto de la diócesis de Coria y de la Orden de Alcántara, lo cual dota al interior del templo de una gran unidad estilística.

El templo tiene una sola nave en su interior, lo cual es característico en la arquitectura eclesial de la diócesis de Coria en el siglo XVI.

Por otro lado, también es destacable el interés de algunos de sus retablos y bienes muebles como las pinturas murales de la sacristía, el púlpito, el retablo mayor, el cuadro del juicio final o la talla de Cristo resucitado.


Galería de imágenes