•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Nos hemos confundido", así de tajante se mostró ayer Francisco Segura, coordinador del informe sobre calidad del aire elaborado por Ecologistas en Acción y dado a conocer el martes y que levantó una gran polémica al situar a Extremadura como la segunda región española (sólo Madrid estaría peor) en porcentaje de población que sufre la contaminación ambiental. Esta afirmación motivó el martes una réplica de la Consejería de Medio Ambiente, y ayer una exigencia de rectificación por parte del presidente Fernández Vara.

Segura no dudó en señalar que los datos "chocan, y con razón, porque ahí el informe no es correcto" Según comentó, el criterio que se siguió fue, cuando una estación daba niveles altos de polución, imputar la población de los alrededores de la estación como población que respira aire contaminado. "Sin embargo, en Extremadura hay muy pocas estaciones, y una de ellas es la móvil que está en distintos sitios, y como dio por encima de los niveles máximos, se han sumado todas las poblaciones, lo que no refleja la realidad", precisó.

Esta "estimación incorrecta", según el representante ecologista, motivó que el estudio incluya de una tacada a toda la población de la provincia de Badajoz como expuesta a la contaminación ambiental, aunque curiosamente excluyó a la de las ciudades de Badajoz y Mérida.

Anuncios
Anuncios

Respecto a Cáceres, Segura reconoció que los niveles medidos de NO2 no superan el límite legal, que tachó como "muy tolerante" pero sí el que se fijará para el 2010 "y si el aire con ese nivel será tóxico en el 2010 también lo es ahora".

En todo caso, apuntó que afirmar que el 70% de la población extremeña respira aire polucionado "va más allá de lo razonable", y agregó está claro que el aire en Extremadura "es de mucha mejor calidad que el de la mayoría de las regiones de España".

 

EXIGENCIA DE RECTIFICACION La polémica por el informe subió ayer de nivel al motivar la intervención del presidente de la Junta, Guillermo Fernández Vara, quien exigió a Ecologistas en Acción una rectificación pública del contenido del informe. Vara explicó que por el profundo respeto que le producen las asociaciones ecologistas es por lo que reclama a esta organización "que rectifique y que trabaje con más rigor, de lo contrario se corre el riesgo de que nadie crea a estos colectivos".

El presidente extremeño agregó: "No me vale que ahora digan que hay que interpretar los datos, eso no es asumible, por ello exijo una rectificación pública" y se remitió a los datos que se recogen a diario en las estaciones de medición.

Francisco Segura, tras señalar que no tenía conocimiento de esta petición de Vara, sí comentó que no sería difícil que se dé esa rectificación, y agregó que "es muy lícito que lo pida, porque los datos que se han dado no se ajustan a la realidad". El representante de Ecologistas en Acción concluyó reiterando: "Nos hemos confundido".


Galería de imágenes