•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Los padres del niño de Badajoz afectado de Klebsiella Pneumonia en el Hospital Doce de Octubre declaran ante un fiscal de Madrid por las diligencias abiertas por la Fiscalía Provincial de Madrid a raíz de una denuncia presentada en febrero por la Asociación del Defensor del Paciente para que se depuraran responsabilidades, según informa El Periódico Extremadura.

Actualmente, el niño se encuentra ya en planta en el Hospital Infanta Cristina de Badajoz, pero según los médicos que le atienden se desconoce el alcance de las secuelas neurológicas. El menor, que sufría un tumor en la médula, ingresó en agosto de 2007 en el Hospital Materno Infantil 12 de Octubre, donde fue operado con éxito.

Posteriormente, se le intervino en el mismo centro un par de veces más para limpiar todo rastro del tumor. Durante su estancia en la UCI contrajo, según sus padres, en dos ocasiones el klebsiella, un virus que paraliza todos los órganos. Con gran fortaleza, el niño logró superarlo. Desde la operación para limpiarle la médula fue alimentado mediante sonda gástrica. Evolucionó con normalidad hasta que accidentalmente, relatan los padres, una enfermera le arrancó la sonda gástrica, lo que le provocó un colapso y varias crisis epilépticas.

Tras superar de nuevo todo ello, comenzó a comer por vía oral, y a salir a la calle en una silla especial y con la ayuda de un respirador portátil que le proporcionó la Junta de Extremadura. A raíz de un pequeño catarro y "sin consentimiento paterno firmado ni oral", según la familia, el día 24 de diciembre de 2007 se le volvió a colocar una sonda gástrica, en UCI, no en quirófano.

En la operación, apunta la familia, "le descolgaron las paredes del estómago, le perforaron los intestinos y le provocaron una peritonitis, y una sepsis", lo que llevó a que los médicos comunicaran a los padres que la situación ha empeorado porque el catéter que tiene en la femoral está infectado.

Le dieron 24 horas de vida, pero aún así el niño superó esta situación, y de nuevo sus riñones se recuperaron, incluso el aparato digestivo. El 3 de febrero de 2008 se le sometió de nuevo a una intervención para ponerle un catéter directo al corazón, sin explicarle a los padres el motivo de esta decisión médica.


Galería de imágenes