•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La Consejería de Sanidad achacó ayer a "un problema puntual" el colapso sufrido la semana pasada en el centro de salud de Talayuela, donde sólo tres médicos tuvieron que atender a una población de casi 10.000 personas.

Sanidad explicó que de los dos pediatras asignados a Talayuela uno se encuentra en excedencia por maternidad. Además, entre el 30 de noviembre y el 10 de diciembre, el único pediatra del centro tomó vacaciones y entre el 3 y el 7 de diciembre también estuvo ausente un médico de familia. No obstante, Sanidad asegura que "todos cuantos han requerido asistencia la han recibido puntualmente".

Según Sanidad, se pidió al pediatra que se encontraba de vacaciones que se incorporase a su puesto de trabajo y lo hizo el pasado lunes, 10 de diciembre.


Galería de imágenes