El alcalde de Trujillo, José Antonio Redondo, ha vuelto a vuelto a dejar sin nicho a dos cadáveres del Cementerio de La Vera Cruz por encontrarse en situación de abandono y no haber abonado al menos dos anualidades del canon estipulado.

El ayuntamiento ha comprobado que los nichos no se encuentran al corriente de pago por tiempo superior a dos anualidades, por lo que ha decidido aplicar el artículo 7 de la Ordenanza Reguladora de la Tasa de Cementerio Municipal que deja a criterio de la junta de gobierno local la revocación de la concesión sobre los nichos.

Esta situación no es nueva en Trujillo, pues ya el pasado mes de marzo la junta de gobierno decidió iniciar expediente para extinguir los derechos funerarios existentes sobre otro nicho basándose en un informe del departamento de tesorería municipal que confirmaba que las cuotas correspondientes a la concesión administrativa no se habían abonado.

Anuncios
Anuncios

En el caso actual, el encargado del cementerio destaca el estado de dejadez y abandono en que se encuentran los nichos y el ayuntamiento asegura que ha intentado localizar a los titulares de la concesión administrativa sin que se haya conseguido. El ayuntamiento justifica esta decisión en la necesidad de proceder al arreglo de las tumbas “para garantizar las condiciones de higiene y ornato público en el cementerio municipal”.

La junta de gobierno local ha acordado, al igual que hiciera en el caso anterior, iniciar expediente para extinguir los derechos funerarios de ambos nichos, lo que supone la revocación de la concesión de titularidad. A partir de ahora los interesados disponen de 15 días para que aleguen y presenten los documentos y justificaciones que estimen pertinentes con la posibilidad de que los familiares puedan formular por escrito las alegaciones pertinentes. En el caso de no obtener respuesta se procederá al traslado al osario municipal de los restos cadavéricos que no sean reclamados por sus familiares.


Galería de imágenes