Desde la plataforma cívica “No al Muro, Soterramiento Ya” de Navalmoral de la Mata, han dado la bienvenida a la puesta en marcha del tramo Plasencia-Badajoz, ya que dicen, es el “primer paso hacia un tren electrificado, de doble vía y mixto que Extremadura lleva demandando hace más de 40 años”.

Además, destacan que es un tramo que une las principales ciudades extremeñas pero que “por sí solo de poco servirá si no se tiene adecuada toda la malla ferroviaria de la región a fin de que sirva de comunicación intermodal regional y en conexión con los puertos y destinos peninsulares”.

Desde la plataforma, recalcan que el siguiente tramo ya en ciernes sigue siendo en territorio extremeño y enlaza con Navalmoral, “es la tercera ciudad de la provincia, cuya continuidad, a estas alturas, hasta Toledo ni siquiera tiene el proyecto aprobado”.

Anuncios
Anuncios

Ante esto, se quejan de que la propuesta del Ayuntamiento de Navalmoral de la Mata es la construcción de un muro “a fin de dividir la ciudad de una manera irreversible para todo lo que queda del presente siglo, a pesar de informes, estudios y alegaciones en contra realizados por los profesionales de urbanismo y arquitectura de la región, a pesar de que toda la población local y de las comarcas afectadas han entendido y se han posicionado a favor del soterramiento como solución efectiva”.

Desde la plataforma reclaman en nota de prensa, que si el nuevo tren de altas prestaciones debe ser un elemento tractor e impulsor de la recuperación de Navalmoral de la Mata, y de su polígono industrial, “la nueva infraestructura debe generar un espacio que potencie, y no destruya, que genere nuevas actividades sociales y económicas y no cercene las actuales”.

“El proyecto aprobado en superficie, con casi 100 millones de presupuesto, destruirá la ciudad siendo la única solución viable el soterramiento de la parte urbana con un presupuesto que poco se desvía de esa cantidad”.

Además, destacan que no pueden permitirse, en plena crisis climática y pandémica vivir divididos, “no podemos retroceder en derechos como el de la movilidad, seguridad y permeabilidad urbana que todas las agendas urbanas europeas, nacionales y regionales incluyen. No podemos, no cumplir la ley.  El soterramiento trasmite la mejor imagen tanto del Navalmoral de la Mata como de la región ya que promueve una ciudad acogedora y de futuro”.

Por último, señalan que con tantas promesas de mejora y progreso, con tanto anuncio de “no os preocupéis que mañana llega el tren”, toda la sociedad extremeña debe conocer lo antes posible la situación del nuevo tren para Navalmoral de la Mata: “no vamos a consentir que el nuevo icono de Navalmoral lleve un muro”.


Galería de imágenes