La portavoz de Unidas por Extremadura, Irene de Miguel, ha asegurado que “parece que el Partido Socialistaestá defendiendo más los intereses de Iberdrola que los de la ciudadanía extremeña”.

Así lo ha manifestado al término de la Comisión de Transición Ecológica de la Asamblea donde el PSOE ha vetado dos solicitudes de comparecencias que Unidas Por Extremadura había presentado para conocer al detalle la repercusión de los “desembalses salvajes” que ha realizado este verano Iberdrola en dos pantanos de la región.

De Miguel lamenta que, una vez más, el Partido Socialista Extremeño se oponga a que se debata en la Asamblea sobre esos desembalses, “ya que hace unos días vetó también la creación de una comisión de investigación sobre este mismo asunto”. Durante la jornada de hoy, Unidas Por Extremadura había llevado a la Comisión de Transición Ecológica la solicitud de comparecencia del alcalde de Belvís, Marcos Pascasio, y de la propietaria de la empresa de turismo activo Lake Cíjara, Chiqui Calderón, para que explicaran los problemas que les ha generado el desembalse del pantano de Valdecañas.

Anuncios
Anuncios

“Es lamentable que el PSOE vete a un alcalde y a una empresaria que han sufrido las consecuencias de los desembalses de Iberdrola”, ha dicho De Miguel.

La portavoz también ha criticado duramente la actuación del gobierno de Fernández Vara, “que no ha alzado la voz cuando Iberdrola ha dejado sin agua a las poblaciones cercanas a los pantanos de Valdecañas y Alcántara”.

De Miguel cree que el Ejecutivo socialista ha hecho dejación de funciones y ha permitido, a pesar de tener competencias para ello, los daños ocasionados en el Parque Nacional de Monfragüe. “No les hemos escuchado alzar la voz sobre esto -les ha dicho a los diputados socialistas- ni tampoco visitar la balsa de lodo y putrefacción en la que se ha convertido el río Tajo a su paso por Monfragüe”.

De Miguel ha añadido que Extremadura vive una suerte de colonización por parte de Iberdrola. De hecho, ha asegurado que no es algo circunstancial que mientras el precio del recibo de la luz sube día a día, esta empresa desembalsara salvajemente para producir energía barata “que ha vendido al precio de la energía más cara, el gas”. “Esto es como ir a la carnicería a comprar mortadela a precio de solomillo”, ha afirmado.

Por ello, la portavoz de Unidas Por Extremadura ha alabado las medidas tomadas ayer en el Consejo de Ministros para intentar frenar los abusos de las eléctricas, “y que solo han sido posible gracias al empuje de Unidas Podemos”. Entre esas medidas se encuentra la de prohibir que los embalses desciendan de un caudal mínimo para la producción hidroeléctrica, “por lo que afortunadamente el problema de estos desembalses salvajes puede haberse resuelto para el futuro”.


Galería de imágenes