•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El Festival Internacional de Teatro Clásico de Mérida reducirá su aforo en los recintos teatrales después de que la Consejería de Sanidad de la Junta de Extremadura se haya visto obligada a pedir medidas de precaución tras lo sucedido en la jornada inaugural, donde no se respetaron las más elementales normas de higiene y distanciamiento social debido a la gran afluencia de público.

La dirección de festival ha reconocido que esta medida se ha adoptado “por indicación de la Consejería de Sanidad” y estará obligada a reducir al 50% el aforo para respetar la distancia social, en lugar del 75% que originalmente estaba permitido.

La reacción de los organizadores se ha producido tras las críticas recibidas durante el estreno de Antígona, a la que asistió la Familia Real, y donde se pudo comprobar que numerosos espectadores no hacían uso de la mascarilla ni guardaban la distancia de seguridad establecida por las autoridades sanitarias.

Según ha informado la dirección de comunicación del Festival, ya se trabaja “activamente” en la reorganización de las entradas vendidas para que los espectadores dispongan de la distancia física entre personas no convivientes, por lo que se ha limitado la venta de localidades para adaptarse al nuevo aforo acordado con las autoridades sanitarias y culturales extremeñas. Desde la organización se ha contactado con los espectadores para ofrecerles un cambio de ubicación o fechas, únicamente en los casos en los que sea necesario establecer aún más distancia, “y se está constatando que la respuesta del público está siendo muy positiva”.

Además de la limitación de aforo, el Festival asegura que mantendrá todos los protocolos que exige Sanidad, como es el uso obligatorio de mascarillas, la disposición de gel hidroalcohólico, la desinfección de los espacios comunes y de los asientos así como la entrada gradual y la salida escalonada de los espectadores. Estas medidas se aplican tanto en el Teatro Romano de Mérida como en el de Medellín y la ciudad romana de Cáparra.

Para reforzar este protocolo, el Festival entregará un kit de mascarilla y monodosis de gel hidroalcohólico a los espectadores en los tres escenarios, un reparto de material de protección que es posible gracias a la colaboración del Ayuntamiento de Mérida.


Galería de imágenes