•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Por Isidoro CAMPOS

Nunca hubo bulo, pero sí una orden de discreción que se transmitió para no generar polémica y que acabó en filtración. La Delegación del Gobierno en Extremadura ha confirmado ahora a Radio Interior que los musulmanes podrán desplazarse de un municipio a otro una vez que comience el Ramadán para la adquisición de alimentos obtenidos a través de certificadoras Halal reconocidas por las comunidades islámicas.

La solicitud fue realizada a la Subdelegación del Gobierno en Cáceres por dos de estas comunidades, ubicadas en los municipios de El Batán y Talayuela,  con el argumento de que muchos musulmanes necesitaban adquirir productos alimenticios de primera necesidad permitidos dentro de los preceptos de la religión islámica ante la proximidad del Ramadán.

Anuncios
Anuncios

El 10 de abril, la Comandancia de la Guardia Civil de Cáceres difundió la orden para general conocimiento de todos los agentes y unas horas después comenzó a circular por redes sociales de internet un extracto de la comunicación, lo que generó una gran alarma social entre distintos colectivos por considerar que suponía un agravio comparativo y un trato de favor hacia la comunidad musulmana.

Con la confirmación de la noticia difundida por Radio Interior quedan en entredicho, no sólo las palabras del delegado de la Comisión Islámica de España en Extremadura, Adel Najjar, que negó "categóricamente" que se vayan a producir desplazamientos, sino también la de los medios que dieron a conocer a la opinión pública que se trataba de un bulo.

INSTRUCCIONES DE LA DELEGACIÓN DEL GOBIERNO

La Delegación del Gobierno en Extremadura ha dictado a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad las instrucciones necesarias para esos desplazamientos entre municipios y será necesario cumplir las medidas señaladas en el Real Decreto sobre el Estado de Alarma.

En este sentido, Guardia Civil y Policía Nacional han recibido instrucciones sobre el modo en que se producirán esos desplazamientos por las vías públicas, "ya sea a pie o mediante el uso de vehículos", siempre que "encuentren su causa en la adquisición de alimentos y/o otros productos de primera necesidad".

Los municipios a los que podrán realizarse los desplazamientos son Talayuela, Navalmoral de la Mata, Miajadas, Jaraíz de la Vera, Plasencia y Cáceres, según se autorizó inicialmente, y no consta que se haya ampliado el listado de poblaciones.

Los viajes deberán realizarse "al establecimiento comercial más cercano al domicilio habitual del ciudadano", aunque hay excepciones. Los ciudadanos musulmanes tendrán permitida "la circulación y desplazamiento" hacia otros puntos más lejanos cuando algún producto "presente especificidades particulares derivadas de factores sanitarios, culturales u otras causas que singularicen los lugares de venta y adquisición de los mismos".

Según ha reconocido la Delegación del Gobierno en Extremadura, en este ultimo caso, la comunidad musulmana podrá realizar estos desplazamientos "aunque la distancia entre los mismos y el domicilio habitual sea superior a la de los establecimientos minoristas generalistas o puedan encontrarse incluso en localidad distinta a la de residencia". 

En cualquier caso, las instrucciones que tienen los distintos cuerpos policiales establece que en los desplazamientos de ida y retorno no se realicen "más paradas que las que sean absolutamente imprescindibles" y que se cumplan las disposiciones y recomendaciones emitidas por las autoridades sanitarias. 

La Delegación del Gobierno asegura que no ha emitido "autorizaciones personales o colectivas de desplazamientos que puedan considerarse justificados en razón de lo dispuesto en el R.D. 463/2020 de 14 de marzo, por el que se procedió a la declaración del estado de alarma".


Galería de imágenes