•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La Policía Local de Plasencia ha tenido que retirar un vehículo de la vía pública que había sido abandonado en la calle Rebollar tras sufrir un accidente. El turismo se encontraba con las luces de emergencia accionadas y presentaba varios golpes entre los que destacan las dos ruedas delanteras reventadas, llantas rotas y un palier destrozado, el paragolpes dañado y los airbag interiores activados.

Los agentes comprobaron que el vehículo había pasado por el interior de la rotonda en cuestión y había partido en dos uno de los bordillos al golpear con las ruedas. Según el parte policial, el exceso de velocidad hizo que el turismo perdiera el control.

El conductor, un joven de 24 años, está domiciliado en Coslada, pero es natural de Plasencia. El vehículo fue retirado por la grúa municipal hasta la finca de Capote.

Los hechos ocurrieron el día de Navidad hacia las diez de la noche, cuando la patrulla detectó el coche, concretamente un Wolkswagen Golf, estacionado en uno de los carriles de la glorieta de la calle El Rebollar.