•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La Comisión de Urbanismo del Ayuntamiento de Cáceres, que estudió hoy las alegaciones que más debate han suscitado en el Plan General Municipal, acordó aprobar la recalificación de los terrenos del actual colegio de las Carmelitas donde se va a construir El Corte Inglés, así como la legalización del Residencial Universidad, el aumento de los sistemas generales en La Montaña, que permitirá una casa de campo, y el incremento hasta unas 33.000 viviendas que se construirán en el sector de Aguas Vivas, La Esmeralda y la Estación Arroyo-Malpartida.

Al término de la reunión, la alcaldesa y presidenta de la Comisión, Carmen Heras, mostró su satisfacción porque "la ciudad ya tiene un nuevo plan de urbanismo, logrado con un apoyo mayoritario de los grupos políticos municipales", ya que obtuvo el respaldo de PSOE, PP y Foro Ciudadano, mientras que IU-Siex, votó en contra de la mayoría de las alegaciones.

   El nuevo PGM, que todavía tiene que aprobarse de forma definitiva en el pleno municipal y recibir el visto bueno de la Comisión Regional de Urbanismo de la Junta de Extremadura, servirá para la planificación urbana de la ciudad durante los próximos 25 años, y contempla también la construcción del nuevo colegio de PROA, mejora en los accesos a Aldea Moret, zonas verdes, dotaciones y equipamientos públicos.

   También se ha aprobado el aumento de la construcción de viviendas de segunda residencia en la Estación Arroyo-Malpartida donde se podrán levantar unas 700 más, y se ha incrementado hasta 5.500 metros cuadrados los usos comerciales en el solar del antiguo matadero donde existe un proyecto de construcción de un centro de ocio desde la iniciativa privada.

   Ante todos estos datos, la alcaldesa se congratuló porque "es un plan que surge del diálogo, el trabajo y el cariño a la ciudad de Cáceres y no es de ningún partido político en particular, sino que es el PGM que la ciudad necesita".

   Añadió además que el resultado final se ha basado en el marco del PGM aprobado de forma inicial en el mes de abril, pero que la incorporación de algunas alegaciones "lo ha enriquecido" y lo calificó de "mejor" porque surje "de un gran respaldo político", ya que suma 24 votos de los 25 que componen la corporación. Cabe recordar que en abril el PGM fue apoyado por PSOE, Foro Ciudadano y el concejal de IU-Siex, que entonces formaba parte del gobierno, por lo que obtuvo 13 votos.

EJERCICIO DE RESPONSABILIDAD

   Por su parte, la portavoz del PP-EU, Elena Nevado, también se felicitó por el consenso obtenido ya que "es el plan que quiere la ciudad de Cáceres", dijo, al tiempo que resaltó "el ejercicio de responsabilidad" que han realizado los tres grupos políticos (PSOE, PP y FC), al llegar a acuerdos sobre los grandes temas.

   Nevado señaló que el PGM que siempre ha defendido el PP con El Corte Inglés, casa de campo y más viviendas, "es llamativamente parecido al plan que se va a llevar al pleno", si bien, los números de hectáreas de sistemas generales y de viviendas se ha reducido frente al primer plan aprobado en la anterior legislatura cuando gobernaba el PP en la capital cacereña.

   El concejal de Foro Ciudadano, Felipe Vela, que compareció junto a la alcaldesa, felicitó a los cacereños "porque era un plan muy esperado por todos", dijo, al tiempo que recordó que "los partidos políticos deberían olvidarse de las siglas" porque "es el plan de los cacereños", recalcó.

   Vela agradeció el esfuerzo y el trabajo que se ha hecho para llegar al consenso y recordó que "ese compromiso público y lo que se ha aprobado hoy en la Comisión de Urbanismo es lo que debe aprobarse en el Pleno", dijo. "Que en el Pleno siga habiendo un plan de 24 votos", subrayó.

   Finalmente, el concejal de IU-Siex, Santiago Pavón, criticó el plan consensuado por el resto de la corporación porque "aumenta considerablemente el número de viviendas" y "se pliega al urbanismo a la carta en algunas ocasiones". Asimismo se refirió a la alcaldesa, Carmen Heras, de la que dijo que "tenía que elegir entre un PGM al servicio de los ciudadanos o del interés general" o "ponerse a la rueda del Partido Popular para atender primordialmente intereses particulares y de especuladores".

   Ahora en la próxima Comisión de Urbanismo se completará el estudio de unas últimas alegaciones que faltan y una vez que el equipo redactor del PGM introduzca todas las modificaciones en el expediente, se llevará a un pleno para su aprobación, previsiblemente en el mes de noviembre. Posteriormente volverá a la Comisión Regional de Urbanismo que le tiene que dar el visto bueno antes de su entrada en vigor.


Galería de imágenes