•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El subdelegado del Gobierno en Cáceres, Fernando Solís, señaló este jueves que la muerte del niño de dos años que ayer se precipitó de la ventana de su piso de calle Los Pilares, en la capital cacereña, ha sido un "accidente doméstico y fortuito".

Solís señaló, en un encuentro con los medios tras participar en la inauguración del Congreso de Desarrollo Sostenible y Consumo Respetuoso con el Medio Ambiente, que se ha abierto la investigación y añadió que "no ha habido desatención por parte de los padres que se encontraban a escasos metros del niño cuando se produjo el accidente"

   Así consideró que todo apunta a que en un "descuido, el niño se subió a un mueble y se ha caído por la ventana", pero reiteró que no ha habido desatención.

   Solís lamentó este hecho y envió sus condolencias a las familia por el hecho vivido. El menor fallecido era el primer hijo de la familia y la madre está embarazada.


Galería de imágenes