•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El plan de vivienda de la Junta (2004-2007) introdujo la novedad de la vivienda del programa especial, los pisos de 60.000 euros. La cifra de viviendas de este tipo que se han anunciado para Cáceres ha llegado a estar por encima de las 3.000. Pero esta cifra se estabilizó en 1.500, primero en febrero del año 2006, y finalmente en julio del 2007. Sin embargo, a enero del 2009 solo se han llegado a entregar 58, otras 296 están en construcción, 805 están adjudicadas y pendientes de empezar las obras de edificación y las 340 restantes están en el proceso de venta a empresas constructoras interesadas. Casi la mitad de estas viviendas se encuentran en el Junquillo. Su inicio depende de que las constructoras obtengan financiación bancaria, aunque solo una de las tres constructoras tiene licencia al proyecto de ejecución de las viviendas.

El pasado mes de octubre se entregaron las 58 viviendas que se construyeron en el residencial Casa Plata, están en el extremo del polígono más alejado de la barriada de Nuevo Cáceres. Las próximas en entregarse tendrán que ser las 140 del residencial Maltravieso, junto al parque de bomberos, mientras que las siguientes serán las 39 que se levantan en Ronda, en el centro de este polígono de La Mejostilla.

Los pisos entregados y las dos promociones más avanzadas, la de Maltravieso y Ronda, se acometen en los terrenos que cedió el ayuntamiento a la Junta durante la anterior legislatura.

Esas 179 viviendas se podrían entregar este mismo año, mientras que las únicas que se darían durante el 2010 son los 117 pisos que Pronorba promueve en el residencial Sierra de San Pedro (en el poblado de Río Tinto).

Habrá que esperar al año 2011 para que se entreguen más de la mitad de los 1.500 pisos. Son los pisos que se harán en las parcelas que la Junta sacó a concurso hace dos años: 700 pisos para el Junquillo y 105 en el poblado de Río Tinto. Las primeras se vendieron a las empresas Ferrovial, Shayver y Provivesa, constructora que también se quedó con la parcela para los 105 pisos del poblado minero. Al igual que en el caso del Junquillo, Provivesa está a la espera de obtener financiación de los bancos para comenzar con las obras y ya se cuenta con las licencias municipales, según fuentes de la empresa.

Cuando se adjudicaron estas parcelas, los plazos que se daban para la ejecución de los bloques del Junquillo estaban entre los 20 meses para las 520 viviendas que tienen que edificar Ferrovial y Shayver y los 22 para las 180 viviendas que hará Provivesa.

 

EL RESTO EN EL POBLADO En cuanto al resto de viviendas para completar las 1.500, la empresa pública Gisvesa, al igual que hizo en el Junquillo, sacó a concurso el pasado octubre la enajenación de tres parcelas que están en el poblado minero, donde se proyecta la construcción de 562 viviendas del programa especial (222 las acometerán Provivesa y Pronorba y las restantes son las que se tendrán que adjudicar ahora en un concurso, cuyo plazo de presentación de ofertas ya ha finalizado). Los adjudicatarios de estas últimas viviendas ya las comprarán por un precio superior a 70.000 euros, dado que el valor de los pisos se actualiza con el IPC. El precio de este año ronda los 70.000 euros.


Galería de imágenes