•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El proyecto Gardens in, del arquitecto Adolfo Pérez López, ha obtenido el primer premio del concurso de arquitectura a nivel de proyecto básico para la rehabilitación del Convento de las Freylas en Mérida, convocado por la Consejería de Cultura y Turismo. El jurado ha estimado por unanimidad que el mejor proyecto de las 26 propuestas presentadas es el desarrollado por este arquitecto, según informó ayer el Ejecutivo regional. Los miembros del jurado han valorado sobre todo "la sencillez y rotundidad de la propuesta, que partiendo del espacio público, unifica con una gran plaza el convento de las Freylas y la Iglesia de santa Eulalia".

Según la consejería, el programa propuesto "se resuelve de un modo claro y respetando el edificio histórico", así como "la entrega entre la arquitectura preexistente y la nueva".

El proyecto ganador no tiene mucha edificación, aunque sí contempla la construcción de un centro de estudios eulalienses y de un edificio para hospedaje con veinte habitaciones, que puede ser una hospedería o un hotel de lujo, según han aclarado fuentes municipales. El hecho de que no se edifique demasiado, supondrá rebajar la cuantía de las obras, que la consejería había cifrado en un máximo de 5,8 millones de euros.

El jurado ha estado presidido por la teniente de alcalde de Mérida, Estrella Gordillo, y formado por Esperanza Díaz, directora general de Patrimonio Cultural; Enrique Díaz de Liaño y Francisco Barbudo Gironza, arquitectos representantes del Ayuntamiento de Mérida; y Antoni González i Moreno-Navarro, Pedro Quero Motto y José María Sánchez García, arquitectos designados por la Consejería de Cultura y Turismo.

Juan Saumell Lladó, representante del Colegio Oficial de Arquitectos de Extremadura; José Antonio Galván, jefe de servicio de Obras y Proyectos de la Consejería de Cultura y Turismo; y Pedro Damaso, representante del Consorcio de la Ciudad Histórica-Artística y Arqueológica de Mérida, han completado el jurado para este proyecto.

La convocatoria del concurso tenía el objetivo de restaurar el edificio y convertirlo en un edificio multiusos que acoja un centro de estudios eulalienses y otro para hospedaje. Según se indicó en la convocatoria, el proyecto que se elabore debe contemplar la recuperación de la entrada a la iglesia románica (1229), situada a los pies del templo y dentro del convento; y la relación espacial con la basílica de santa Eulalia, sustituyendo el cerramiento de la avenida de Extremadura y creando una gran plaza.

Además se deberán hacer excavaciones arqueológicas para que los restos que aparezcan se integren en el edificio. En cuanto a las plazas de hospedaje, la idea es recuperar una de las funciones que desempeñó el convento de las Freylas, que acogía de forma temporal a peregrinos que iban a visitar a santa Eulalia. Respecto al centro de estudios eulalienses, consistirá en un espacio dedicado a la mártir. Deberá tener al menos una biblioteca, un salón de actos para conferencias y cursos, una pequeña exposición permanente, un archivo, sala de reuniones y los espacios necesarios para el hospedaje y el alojamiento. En el concurso se daba libertad para ubicar estos edificios tapando la medianera o bien dentro del recinto conventual.


Galería de imágenes