•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El Consejo Consultivo de Extremadura ha emitido un dictamen en el que pone de manifiesto que el proyecto presentado por el anterior equipo de gobierno municipal no se ajusta a la legalidad, ya que fijaba más de la mitad de la parcela de 40.000 metros cuadrados para uso comercial –un centro comercial, cafetería y cine– a pesar de ser suelo dotacional público, cuestión por lo que el PSOE paralizó el proyecto tras llegar al gobierno local por considerarlo ilegal.

El proceso se inició cuando a finales del pasado año las empresas afectadas por esa paralización –las constructoras Joca y Dycex– reclamaron que se enviara el expediente al Consejo Consultivo junto con las alegaciones que habían presentado, defendiendo que el contrato firmado en su día con el anterior ejecutivo (PP) y el sistema de financiación del proyecto, mediante entrega de aprovechamientos urbanísticos, se ajusta a derecho.

Ahora, según ha podido conocer este periódico, este organismo ha emitido un dictamen no vinculante que da la razón al ejecutivo que preside Angel Calle.

Llegados a este punto, a partir de estos momentos, el ayuntamiento sacará un nuevo concurso con otro pliego de condiciones, lo que retrasará meses la ejecución final de las obras.

En este sentido, la propuesta municipal es crear una gran zona museística, dejando a un lado la más comercial, y que el edificio se convierta en la cabecera de una ruta turístico-arqueológica en la ciudad. Es lo que el PSOE llamó cuando estaba en la oposición la Ciudad de los museos .

Culmina así la polémica después del cruce de acusaciones entre el gobierno socialista y la oposición sobre la legalidad o no del proyecto cuyas obras se firmaron en marzo del 2007.


Galería de imágenes