•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La sociedad Fomento Extremeño de Infraestructuras Industriales, S.A.U. (Feisa) entregará antes de concluir este año las 17 naves del parque empresarial de Trujillo ubicadas en el Polígono Arroyo Caballo.

En estas nuevas instalaciones comenzarán a funcionar 15 empresas de Trujillo y su comarca de las que 5 son de nueva creación. Está previsto que generen una treintena de puestos de trabajo. Fuentes de Feisa informaron ayer que las obras concluirán dentro de dos semanas y se procederá a la entrega de llaves en diciembre.

Este es uno de los proyectos impulsados por Feisa para crear suelo industrial a precio asequible dentro del programa de actuación para la creación de polígonos industriales en municipios extremeños. En la actualidad hay unos 40 parques empresariales en funcionamiento en la comunidad autónoma; el de Trujillo es, junto a los que construyen en Almendralejo y Fuente del Maestre, el único que se encuentra en fase de ejecución. Feisa también tiene previsto poner en marcha uno en Madroñera, cuyo proyecto aún se encuentra en fase de estudio.

El parque empresarial de Trujillo ocupa una superficie aproximada de 5.000 metros cuadrados. Cada una de las naves tiene una superficie de 199 metros cuadrados y el precio de venta ha sido de 50.309 euros más el IVA correspondiente.

La sociedad promotora decidió poner en marcha el proyecto tras la demanda de los pequeños y medianos empresarios de la comarca de Trujillo, que serán los propietarios de las nuevas naves. En este caso se decidió impulsar un parque empresarial porque los empresarios tenían interés de disponer de las naves en propiedad. En otros casos se ha optado por construir semilleros de empresas, donde se oferta suelo industrial en naves similares pero en régimen de alquiler.


Galería de imágenes