Los trabajos de instalación de asientos sobre las gradas de hormigón de varios espacios deportivos de Navalmoral ya han finalizado, según ha informado la Concejalía de Deportes de esta localidad cacereña.

Además, desde el consistorio moralo recuerdan que la adquisición y montaje salió a licitación junto con varios lotes más con un presupuesto inicial de 129.787,89 euros, de los que 108.292,18 euros estaban previstos para la adquisición de equipamiento para los pabellones y campos de fútbol. Los trabajos fueron encargados a la sociedad limitada Daplast por 69.019,34 euros.

De esta manera,  tanto el campo municipal de fútbol Oliver Torres, como los situados en la ciudad deportiva, las gradas de la pista de atletismo y el pabellón Antonio Jara ya disponen de asientos con los que combatir las incomodidades y el frío desprendidos del hormigón.