Ni el PSOE ni el Partido Popular (PP) tendrán mayoría absoluta en las elecciones autonómicas del próximo mes de mayo y los socialistas sólo podrían gobernar con el apoyo de Podemos y los populares con el respaldo de Vox, según una encuesta de la consultora GAD3.

Cuando faltan seis meses para la celebración de los comicios, el sondeo concede una ligera ventaja a los socialistas y les otorga entre 29 y 30 escaños en la Asamblea de Extremadura, mientras que para el PP estima una intención de voto de entre 27 y 28 diputados en el parlamento regional. Según estos datos, la coalición Podemos-IU-Equo obtendría entre 3 y 4 escaños y Vox 4-5.

La encuesta, elaborada a petición del PP, deja sin mayoría absoluta a los dos principales partidos políticos de la región, que se verían obligados a pactar con otras formaciones minoritarias para lograr los 33 escaños que representa la mayoría absoluta de la Cámara. En este caso será determinante ver cómo se mueve la exigua horquilla que el sondeo atribuye a todos los partidos políticos.

Anuncios
Anuncios

En el peor de los casos, la suma de los 29 diputados de los socialistas, unidos a los 3 de Podemos, le dejarían sin opciones de gobierno, pero en el mejor (30+4), el resultado le otorgaría un escaño más del que necesita para gobernar con mayoría absoluta. Lo mismo sucede con la estimación de voto para el PP: si se suman los resultados de la opción más rentable (28+5) los populares tendrían la opción de gobernar con Vox, pero si se toman los datos que les resultan menos favorables del sondeo (27+4) se quedarían a dos escanos de la mayoría absoluta.

Aunque los datos deben interpretarse como un sondeo a medio año vista de las elecciones, es importante tener en cuenta que ni Ciudadanos (Cs) ni la coalición Levanta Extremadura -constituida por los partidos regionalistas Extremeños y Extremadura Unida y los provinciales Cacereños por Cáceres y Cáceres Viva- tendrían representación en el parlamento regional, que según el sondeo quedaría conformado por PSOE, PP, Podemos-IU-Equo y Vox.

A Ciudadanos, que en los comicios de 2019 logró el 11,1% de los votos y 7 escaños en la Asamblea de Extremadura, el sondeo le otorga una intención de voto del 2,5% y, por tanto, sin opciones de representación en el arco parlamentario.

El sondeo vaticina, en el mejor de los casos, una pérdida de cuatro diputados para los socialistas, que obtendrían el 41,9% de los votos y 30 escaños frente a los 34 de las elecciones de 2019. El PP, que ahora se encuentra en la oposición con 20 diputados, podría conseguir hasta 8 más y una estimación de voto del 37,5%.

Vox, con el 6,7% de los sufragios, entraría por primera vez en la Asamblea de Extremadura y se convertiría en la tercera fuerza política de la región con hasta 5 escaños, mientras que Podemos lograría el 5,5% de los votos y un máximo de 4 diputados, los mismos que tiene en la actualidad.

La encuesta se ha realizado entre el 26 y el 31 de octubre mediante 802 entrevistas telefónicas -504 en la provincia de Badajoz y 298 en la de Cáceres- con un error muestral del +-3,5% para un grado de confianza del 95,5%.