Agentes de la Guardia Civil, pertenecientes al equipo ROCA de Cáceres, han detenido a una mujer como supuesta autora de 9 delitos de hurto cometidos en diferentes viviendas ubicadas en la localidad de Albalá, en las que había trabajado como auxiliar de ayuda a domicilio.

Los hechos, enmarcados dentro del “Plan Mayor Seguridad” , dirigido a la prevención y mejora de la seguridad de nuestros mayores, tuvieron lugar el pasado mes de septiembre. Los agentes tuvieron conocimiento, tras la presentación de una denuncia, del hurto de joyas y otros efectos de valor en un domicilio de la localidad cacereña. La persona denunciante sospechaba de una mujer que había estado trabajando en su casa como auxiliar de ayuda a domicilio.

Para tratar de esclarecer los hechos, los agentes practicaron distintas diligencias de investigación, entre ellas, distintas comunicaciones con empresas de compra venta de oro, averiguando que la persona sobre la que recaían las sospechas, había formalizado numerosas ventas de joyas en ellas.

Anuncios
Anuncios

Este elevado número de joyas vendidas, puso en alerta a los agentes ante la posibilidad de que las mismas pudieran pertenecer a otras víctimas que, como dependientes de la ayuda a domicilio, pudieran haber recibido los servicios de la sospechosa, sufriendo, de esta manera, hurtos como el que estaba siendo investigado. Obtenida la identidad de las personas que, con anterioridad, habían estado a su cuidado, al mostrarles las imágenes de las joyas vendidas en los establecimientos de compra venta de oro, reconocieron muchas de ellas como de su propiedad.

Asimismo, en el curso de las investigaciones, los agentes tuvieron conocimiento de que la persona objeto de sospecha, había estado residiendo durante varios años en otra localidad, y tras mantener conversación telefónica con la familia con la que había convivido, manifestaron haber echado en falta joyas y objetos de valor en el periodo en que la mujer estuvo en su domicilio. Dichas personas declararon no haber formalizado la denuncia por carecer de pruebas, pero reconociendo como propias varias de las joyas que los agentes les mostraron y que habían sido vendidas, por aquella, en los establecimientos de compra venta de oro.

Tras recabar las pruebas e indicios necesarios sobre la supuesta autoría de los hechos, se procedió, previa autorización judicial, a la entrada y registro del domicilio actual de la persona objeto de sospecha, hallándose en su interior numerosos objetos susceptibles de haber sido sustraídos en viviendas.

El dinero en metálico, y los efectos sustraídos en los distintos domicilios donde, la supuesta autora de los hechos, habría llegado a trabajar, se estiman en un valor aproximado a los 22.000 euros. Finalmente, la Guardia Civil procedió a la detención de esta mujer, de 29 años de edad, como supuesta autora de la comisión de 9 delitos de hurto, y tras la instrucción de las correspondientes diligencias policiales, el pasado día, 18 de octubre, fue puesta a disposición del Juzgado de 1ª Instancia e Instrucción, en funciones de guardia, de Cáceres.