Tres adolescentes menores de edad han tenido que ser atendidas en Extremadura en las últimas horas por ser víctimas de posibles pinchazos, de modo que el SES ha activado el protocolo previsto para estas situaciones.

Los dos últimos casos se han registrado en dos menores que fueron atendidas por este motivo en el Hospital de Don Benito-Villanueva. Cabe recordar que el primer supuesto caso fue denunciado por el padre de una menor en la localidad cacereña de Madrigal de La Vera.

Una de las dos menores ha sido ingresada en el Hospital de Don Benito-Villanueva. En ambos casos se han tomado muestras para ser analizadas y se ha informado a la autoridad judicial competente. En el caso de Madrigal de la Vera, la Guardia Civil confirmó  que la adolescente presenta una erupción cutánea y que fue trasladada al Hospital “Campo Arañuelo” de Navalmoral de la Mata, donde fue examinada por un médico forense. Tras estudiar la erupción y su posible atribución a otras causas se optó por recoger muestras que han sido remitidas al Instituto de Toxicología de Sevilla para su estudio y análisis.

Anuncios
Anuncios

Hace sólo unos días que la Junta de Extremadura emitió una alerta sobre sumisión química a través de pinchazos tras las denuncias de varias mujeres que han alegado haber sido víctimas de esta práctica en fiestas, discotecas, zonas y eventos de ocio en distintos puntos de España a lo largo de las últimas semanas.

Por ello, el Servicio Extremeño de Salud lanzó una alerta sanitaria para informar a los profesionales sanitarios y para que las personas afectadas sepan cómo actuar.

Así, la víctima de esta práctica deberá comunicar el hecho en el mismo momento a sus acompañantes, si los tiene, y deberá llamar al 112 y seguir sus instrucciones.
En todo caso, se dirigirá de forma inmediata al centro hospitalario más próximo. Hay que recordar que, por regla general, la demora en acudir a un centro sanitario por parte de la víctima y la recogida de muestras biológicas con fines toxicológicos es inversamente proporcional a las posibilidades de detectar las sustancias habitualmente implicadas en casos de sospecha de sumisión química.

NOTICIA RELACIONADA

Un padre denuncia un posible pinchazo con sustancias tóxicas a su hija menor de edad en una discoteca móvil