La Guardia Civil ha detenido a quince personas en los municipios pacenses de Fuente de Cantos y Valencia del Ventoso por tráfico de drogas, con lo que se ha desarticulado este grupo criminal dedicado a la venta de estupefacientes en la zona.

Las detenciones se incluyen dentro del marco de la operación “Géminis21” y sus miembros conformaban un grupo delictivo organizado, dedicado a recepcionar, almacenar y vender la droga desde siete inmuebles de la localidad fuentecanteña y otro de Valencia del Ventoso, según ha informado la Guardia Civil de Badajoz en una nota de prensa.

La operación se inició el pasado mayo cuando el equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Zafra obtuvo indicios para determinar la implicación de un grupo delictivo que operaba en estas localidades.

Anuncios
Anuncios

A los citados inmuebles ubicados en estas dos localidades de la provincia de Badajoz acudían consumidores de la comarca y de localidades sevillanas limítrofes a comprar droga.

Dentro de los dispositivos de vigilancia, en la tarde del pasado lunes se interceptó un vehículo procedente del sur de la península, utilizado por la organización para el transporte de la droga.

Tras la identificación de sus cuatro ocupantes y registro superficial de las pertenencias que portaban, observaron una forma de actuar “extraña”, lo que llevó a los agentes a trasladarlos al Hospital de Zafra, donde realizadas las pruebas diagnósticas, expulsaron por sí mismos un total de 128,31 gramos de cocaína y 40,79 gramos de heroína.

Tras ello, en la mañana del martes y coordinados por el Juzgado de Instrucción de Zafra, se llevaron a cabo los registros de los ocho domicilios por más de una treintena agentes de la Guardia Civil pertenecientes a diferentes unidades, apoyados con perros adiestrados en búsqueda de sustancias estupefacientes.

En los citados registros se intervinieron algo más de medio kilo de cogollos de marihuana, 63 gramos de hachís y otros 35 gramos de cocaína, además de 3 básculas y utensilios para dosificación y venta de la droga, un arma de fuego simulada, teléfonos móviles y ocho vehículos utilizado por el grupo y 15.600 euros.

Con esta actuación, se consideran desmantelados ocho puntos de venta de sustancias estupefacientes en la comarca y con la que se ha logrado detener a los 15 miembros de un grupo criminal organizado.

Las diligencias instruidas junto a los detenidos han sido puestas a disposición del Juzgado de Instrucción de Zafra, quien decretó el ingreso en prisión siete de los integrantes del grupo, libertad bajo fianza de otros cuatro y libertad con cargo para el resto.


Galería de imágenes