•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La Guardia Civil ha tomado declaración como investigado no detenido a un hombre de 62 años como presunto autor de delitos contra la seguridad vial al haber circulado más de cinco kilómetros en sentido contrario por la autovía A-5 y estrellarse contra un camión, en un choque en el que no se produjeron daños personales.

Según ha informado la Comandancia de Toledo en nota de prensa, al conductor se le investiga por conducción temeraria y por conducción bajo los efectos de bebidas alcohólicas o sustancias estupefacientes por sintomatología.

A partir de las 22:10 horas del 16 de septiembre, la Guardia Civil de Toledo comenzó a recibir varias llamadas alertando de un vehículo en la autovía A-5, en torno al kilómetro 152 a la altura del término municipal de Oropesa, que circulaba por los carriles sentido Badajoz pero en dirección contraria hacia Madrid.

Anuncios
Anuncios

La Guardia Civil activó varias patrullas de Seguridad Ciudadana y de la Agrupación de Tráfico para recorrer la carretera con el fin de localizar a este conductor, que fue interceptado en el kilómetro 146,900 de la autovía sentido Badajoz después de sufrir una colisión frontal.

En concreto, un camión trataba de realizar un adelantamiento correcto a otro vehículo por el carril izquierdo cuando se encontró con el coche de frente, por lo que no pudo evitar el choque, si bien sólo hubo daños materiales tras la colisión entre ambos vehículos.

Un Equipo de Atestados del Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de Toledo realizó la correspondiente prueba de alcoholemia al conductor que llegó a circular durante más de cinco kilómetros en sentido contrario, y no arrojó un resultado positivo en grado delictivo pero sí en sintomatología, al tener signos evidentes de haber consumido bebidas alcohólicas.

De igual forma, le realizó la prueba de detección de drogas, que sí arrojó resultado positivo en anfetaminas.


Galería de imágenes