El Ayuntamiento de Moraleja recuperará el espacio degradado de la antigua escombrera y creará un bosque autóctono, tal y como ha informado el alcalde de la localidad, César Herrero.

De momento, ya se ha procedido a la plantación de 550 ejemplares de especies autóctonas como son la encina y el alcornoque, con la intención de que este número se duplique al finalizar esta actuación que se crea bajo el lema «Reforesta Moraleja».

La medida se adapta al compromiso que suscribió el ayuntamiento de adaptarse a los denominados Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) y al que también se sumaron otros alcaldes de municipios de Extremadura.

Anuncios
Anuncios

Desde el consistorio ha indicado que seguirán realizando tareas de desbrozado y riego de la zona para regenerar el terreno y convertirlo en un espacio verde.

Cabe recordar que el Pacto de Alcaldes, suscrito por Moraleja, integra a los ediles que tienen  una visión común para 2050 que pretende acelerar la descarbonización de sus territorios, fortalecer su capacidad para adaptarse a los impactos ineludibles del cambio climático y conseguir que sus ciudadanos disfruten de acceso a una energía segura, sostenible y asequible.

Las ciudades firmantes se comprometen a actuar para respaldar la implantación del objetivo europeo de reducción de los gases de efecto invernadero en un 40 % para 2030 y la adopción de un enfoque común para el impulso de la mitigación y la adaptación al cambio climático.