•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La consejera para la Transición Ecológica y Sostenibilidad, Olga García, y el director general de Sostenibilidad, Jesús Moreno, ha mantenido una reunión con alcaldes de la Mancomunidad del Valle del Jerte, en la que se han analizado posibles soluciones para la destrucción de los residuos de las cerezas en destrío, aquellas que no son aptas para su comercialización.

La consejera ha mostrado su apoyo a los agricultores y ediles de la comarca, al tiempo que ha manifestado su voluntad de colaborar en la búsqueda de soluciones para el tratamiento del destrío.

En este sentido, Olga García ha explicado su intención de construir una planta de compostaje, la primera de un total de doce que está previsto desarrollar hasta el 2023, para producir compost a partir de residuos orgánicos.

Anuncios
Anuncios

“Se está trabajando en el desarrollo del proyecto, aunque falta por determinar la ubicación exacta de la planta”, ha explicado, así como los requerimientos para los posibles emplazamientos en cuanto a localización, superficie e infraestructuras que deben ser tenidos en consideración.

Por su parte, los ediles de la Mancomunidad del Jerte han expresado su interés en que dicha planta se ubique en el Valle para evitar los sobrecostes ocasionados por el transporte de los residuos.

Finalmente, la mancomunidad ha acordado buscar posibles emplazamientos para la planta de compostaje, de manera consensuada, que trasladarían a la Consejería para la Transición Ecológica y Sostenibilidad.

Todas las partes han asumido la imposibilidad de que las infraestructuras estén disponibles para la próxima campaña, dados los plazos de contratación y ejecución; pero, en todo caso, supondrá la solución definitiva al tratamiento de los residuos de las cerezas en la comarca.


Galería de imágenes