•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El pleno del Ayuntamiento de Cáceres ha rechazado la moción presentada por el Partido Popular sobre el acuerdo del Gobierno y la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) en la que se destaca el uso de los remanentes municipales.

El portavoz del equipo de Gobierno, Andrés Licerán, ha criticado que el PP «use el Ayuntamiento de Cáceres para hacer una causa general contra el Gobierno de España».

Licerán ha señalado que «no se entiende la convocatoria de este pleno extraordinario que se registró dos horas más tarde de que el alcalde, Luis Salaya, anunciara que este ayuntamiento no se acogería al Fondo que recoge el Real decreto-Ley de medidas financieras, de carácter extraordinario y urgente, aplicables a las entidades locales”.

El Partido Popular y los concejales no adscritos en el Ayuntamiento de Cáceres habían solicitado la celebración de este pleno extraordinario para que el PSOE explicase el destino del remanente de tesorería que Salaya se comprometió a no entregar al Gobierno.

El Portavoz del PP en el consistorio cacereño, Rafael Mateos, dijo entonces que se alegraba de que el alcalde y su equipo de gobierno rectificaran su postura de no entregar los remanentes al Gobierno de Pedro Sánchez porque sería injusto e incomprensible para los cacereños. Mateos dijo no obstante que estaba convencido de que los socialistas han adoptado esta decisión porque no iban a disponer de la mayoría suficiente para su aprobación.

«No se puede entender que el PP, que creó una ley que impedía a los ayuntamientos invertir sus ahorros pida ahora poder invertirlos, pero a la vez rechacen el acuerdo que lo va a permitir», ha añadido Licerán en respuesta al PP.

El portavoz del equipo de gobierno ha señalado también que el acuerdo al que han llegado el Gobierno y la Federación Española de Municipios y Provincias es un «buen acuerdo. Positivo para los ayuntamientos, que permitirá invertir los remanentes para hacer frente a las consecuencias de la pandemia. «Es bueno pero tiene cosas que se podrían mejorar», ha reconocido Licerán.

El Ayuntamiento de Cáceres ha remarcado que es un «acuerdo que va a ser positivo para muchos ayuntamientos que elijan libre y voluntariamente acudir a este fondo, que les permitirá si así lo estiman conveniente, prestar sus remanentes para recibirlos con intereses y libres de cómputo en regla de gasto o déficit y del yugo de la Ley Montoro».

El portavoz ha recordado además que «la flexibilización de la utilización del superávit que ya había aprobado el Gobierno de España y que nos permitía gastarnos hasta el 20% del mismo en políticas sociales ha permitido que afrontáramos las necesidades de los más vulnerables lo que llevamos de pandemia a través del en el Plan de Impulso que aprobamos en este ayuntamiento». Además, ha añadido, que se ha decidido modificar el método de pago de la operación financiera y en ejecución como son la ampliación de los Campos de Fútbol de Pinilla que se aprobó en la legislatura anterior afrontar a través de un crédito.

El PSOE dicde ahora que con el escenario económico que tiene en ayuntamiento, el remanente con el que se podría acudir al fondo es prácticamente inexistente y ha insistido en que es una «buena gestión económica que ha permitido utilizar los ahorros de los cacereños en los que más lo necesitan, en las familias vulnerables, en los desempleados, en las pymes, en los autónomos».

«Este equipo de gobierno siempre estará al lado de los ayuntamientos, de los servicios públicos y de la ciudadanía. Pero además, vamos a estar defendiendo la autonomía de cada una de las corporaciones locales de acudir o no a las diferentes ventajas de este Acuerdo», ha concluido Licerán.


Galería de imágenes