•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El Ayuntamiento de Cáceres ha decidido suspender el pago del aparcamiento en la zona azul de la ciudad durante las tardes de julio y agosto, de manera que solo estará en funcionamiento de 10,00 a 14,00 horas.

La decisión se ha tomado para preservar las condiciones laborales de los trabajadores de este servicio que tienen que aguantar altas temperaturas recorriendo las calles de la ciudad para vigilar el pago por los estacionamientos, según ha explicado el portavoz del equipo de Gobierno, Andrés Licerán.

Licerán ha recordado que, durante el estado de alarma, también se suprimió el cobro de la zona azul para facilitar la movilidad a los cacereños, y ahora se vuelve a tomar la decisión de inactivarla por las tardes, como hacen otras ciudades, también para impulsar la dinamización del turismo y el comercio del centro.

“Es una medida necesaria y conveniente para preservar las condiciones laborales de los trabajadores y para intentar dinamizar otro tipo de actividades”, ha indicado el portavoz.

A la pregunta de si se ha cuantificado el impacto económico que ha conllevado la supresión de este servicio tanto ahora como durante el estado de alarma y si la empresa ha pedido alguna compensación por no tener ingresos, Licerán ha indicado que no ha solicitado ninguna compensación.

“Estamos en un momento en el que es más importante la prevención de la pandemia que el valor económico de este servicio, que ya era muy poco”, ha indicado, ya que el canon que la empresa ingresa en las arcas municipales es de 25.000 euros al año.

En cuanto a los pliegos de condiciones para la nueva concesión del servicio, que se va a sacar a licitación, el portavoz ha indicado que se está trabajando en su redacción y ha confiado en que “después del verano y antes de final de año esté todo en marcha”.


Galería de imágenes