El director general de Política Social y Familia, Juan Bravo, ha anunciado que a partir del mes de junio técnicos de su departamento llevarán a cabo una nueva ronda de jornadas sobre la Renta Básica, con el fin de mejorar la coordinación entre la administración regional y los trabajadores de los Servicios Sociales de Base (SSB).

Dichas jornadas, que se encuadran en los encuentros constantes que la Dirección General de Política Social y Familia ha mantenido con los trabajadores de los SSB, se llevarán a cabo con grupos de ámbito comarcal.

En concreto, técnicos de la dirección general recorrerán las mancomunidades, agrupaciones de municipios y ayuntamientos para en pequeños grupos hacer balance de la puesta en marcha tanto de la Renta Básica como de las Ayudas de Protección Social Urgentes.

Anuncios
Anuncios

El objetivo de estos nuevos encuentros, que en los dos últimos años ya superan en número a todos los mantenidos a lo largo de la legislatura pasada entre trabajadores regionales y municipales de este ámbito, es el de conocer cómo se han estado gestionando estos dos tipos de ayudas sociales, para mejorar su gestión y agilizar su tramitación.

Otro de los asuntos que se abordarán en estas jornadas técnicas, ha explicado Juan Bravo, es el relativo a las modificaciones de la Ley de la Renta Básica Extremeña de Inserción, que se encuentran en pleno proceso de negociación con los grupos parlamentarios y que el consejero de Salud y Política Social “está promoviendo para que se materialicen en el menor tiempo posible”, ha dicho.

EJEMPLO DE BUENAS PRÁCTICAS

Juan Bravo ha hecho estas declaraciones con motivo de la visita que ha realizado a los Servicios Sociales de Badajoz, acompañado por la concejala del ramo en la capital pacense, Rosario Gómez, para reunirse con los trabajadores y conocer de primera mano cómo se están gestionando estas ayudas complementarias, la Renta Básica y las Ayudas de Protección Social Urgente.

 

Durante esta reunión, el director general de Política Social ha tenido ocasión de conocer una iniciativa del Ayuntamiento de Badajoz para facilitar la justificación de las ayudas de protección social urgente que se entregan en concepto de compra de alimentos o vestido.

En concreto, el consistorio pacense, a través de un acuerdo con Carrefour, ha creado una tarjeta, que empezará a distribuirse a partir del próximo día 25, con lo que evitará que los beneficiarios de esta ayuda tengan que acudir luego a los servicios sociales con varios tickets para justificar el correcto empleo de ese dinero.

A juicio de Juan Bravo, quien ha invitado a otros ayuntamientos a implantar iniciativas semejantes, esta acción del Ayuntamiento de Badajoz constituye una “buena práctica” para garantizar que “realmente las ayudas que se dan a las familias tengan el destino para el que están configuradas”.

Al respecto, la concejala de los Servicios Sociales de Badajoz, ha detallado que esta tarjeta, que tiene una vigencia de tres meses, evitará que “nos encontremos con un montón de tickets, difíciles de controlar”. No obstante, ha aclarado que “si alguien puntualmente trae una factura de otro establecimiento o de una deuda que ya tuviese contraída con otra tienda, se le aceptaría”.

500 FAMILIAS BENEFICIARIAS

Por otro lado, en respuesta a preguntas de los periodistas acerca del número de beneficiarios de estas ayudas en Badajoz, el director general de Política Social y Familia ha concretado que en esta ciudad en torno a 500 familias estarán disfrutando de alguna de estas ayudas en el mes de abril, “un número que crecerá considerablemente en cuanto entren en vigor las modificaciones de la ley”, ha avanzado.

Asimismo, ha recordado que las familias que están percibiendo ya una Ayuda de Protección Social Urgente tienen un tratamiento “muy ágil” de sus solicitudes de la Renta Básica, al tratarse de familias que se encuentran en una situación de extrema dificultad.

Juan Bravo también ha señalado que, a diferencia de las ayudas precedentes, la Renta Básica tiene un carácter indefinido, es decir, se percibe mientras persista la situación de dificultad económica de la familia, lo que, a su parecer, supone un “salto cualitativo” en el sistema de protección social extremeño.

Al mismo tiempo, ha reiterado que a nivel regional unas 1.500 familias extremeñas se estarán beneficiando de la Renta Básica en este mes, lo que supone que el ritmo de tramitación se está acelerando gracias a los cambios a nivel informático que se han venido acometiendo “desde cero”.

“Que en el mes de abril vayan a cobrar 1.500 familias supone que estamos resolviendo mensualmente más rentas básicas que el total de AISES ordinarias que el anterior gobierno concedía en todo un año”, ha concluido.


Galería de imágenes