•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La Consejería de Educación y Cultura de Gobierno de Extremadura ha garantizado la seguridad de los alumnos y docentes del colegio de Educación Infantil Joaquín Ballesteros de Moraleja después de que haya sido necesario adoptar medidas ante los desprendimientos que se están registrando en la pared y tejado de una vivienda anexa al patio del centro escolar.

La delegada provincial de Educación, Pilar Pérez, ha confirmado a Radio Interior que técnicos de obras de la delegación han visitado la zona afectada por los desprendimientos y tras "supervisarlo todo" han confirmado que no hay riesgo para los docentes y los alumnos gracias a las medidas adoptadas por el consistorio de Moraleja.

Como les informamos, finalmente se ha optado por un vallado doble que impide el uso lateral de forma temporal de este espacio del patio. Pérez aseguró que están pendientes de la gestiones que está desarrollando el ayuntamiento con los propietarios del inmueble, que está a la venta desde hace meses.

LA ZONA LATERAL DEL PATIO ESTÁ CERRADA

En este sentido, el teniente de alcalde de Moraleja manifestó que será necesario que los dueños del inmueble destinen una cuantía de 15.000 euros para acometer las obras necesarias y avanzó que de momento no se han opuesto.

En el caso de que los propietarios no ejecuten los trabajos necesarios en los tiempos que marca la ley, el consistorio de Moraleja se compromete a solucionar el problema con fondos propios.

 

 


Galería de imágenes