•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Más de 3.100 solicitudes se han recibido para participar en alguna de las seis sesiones de fin de semana del programa de voluntariado ambiental "Plantabosques", que comienzan en Pinofranqueado – Hurdes y que facilitará la participación de más de 300 personas en tareas de reforestación y limpieza de entornos naturales.

Este programa, desarrollado por el Instituto de la Juventud de Extremadura, la Dirección General de Medio Ambiente y la Asociación en defensa de la naturaleza de Extremadura (ADENEX), cumple este año su undécima edición.

El proyecto inició en enero las sesiones de un solo día de duración, en las que pueden participan alumnos de centros escolares, entidades y ayuntamientos de cualquier localidad extremeña, modalidad que todavía tiene abierto su plazo de solicitud hasta el mes de marzo. Mientras, las sesiones de fin de semana ya han cubierto la totalidad de sus plazas.

Tras la primera sesión de este fin de semana se desarrollarán nuevas sesiones en La Garganta- Valle del Ambroz, desde el 14 al 16 de febrero, Sierra Fría – Valencia de Alcántara, desde el 21 hasta el 23 de febrero, o Sierra de San Mamede desde el 28 de febrero al 2 de marzo y enLa Vera, desde el 7 al 9 de marzo y desde 14 al 16 de marzo, respectivamente.

ACTIVIDADES A AMBOS LADOS DE LA RAYA

Además, como en anteriores ocasiones, la sesión dela Sierrade San Mamede, en Portugal, servirá para celebrar una convivencia entre jóvenes extremeños y portugueses que realizarán tareas de reforestación a ambos lados de la Raya.

Como en anteriores ediciones, se reservan 10 plazas en cada una de las sesiones para personas con discapacidad o entidades que trabajen en esta área. La duración de las actividades es de tres días, desde el viernes por la tarde hasta el domingo.

En el programa participarán jóvenes con edades comprendidas entre los 14 y los 30 años, aunque se encuentra abierto a cualquier persona interesada en formar parte de esta red de voluntariado ambiental.

En 2013 el programa "Plantabosques" registró la participación de más de 700 voluntarios que plantaron alrededor de 13.000 especies vegetales.

Desde la puesta en marcha de este programa, en el año 2004, se han sembrado más de 220.000 plantas autóctonas en diferentes zonas forestales de Extremadura, algunas de ellas afectadas por incendios.

Hasta ahora, más de 7.100 voluntarios han tomado parte en estas actividades, que pretenden fomentar el voluntariado juvenil, prevenir incendios en áreas forestales e incentivar la reforestación con especies autóctonas.