•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El primer encierro de San Buenaventura en las fiestas de Moraleja ha sido rápido y veloz con un tiempo de 1 minuto y 47 segundos. Dos novillos han encabezado la manada en la primera parte de la Avenida Virgen de la Vega y han continuado seguidos del resto de reses, en total han participado 10 astados: seis novillos y cuatro cabestros.

En la parte final del recorrido, en la pronunciada curva de Colón, a su llegada a la plaza de la Constitución un joven de 22 años, vecino de Moraleja, sufrió una caída y un susto cuando un novillo le arrolló y le rozó con la cornamenta. Afortunadamente ha sido sólo un susto y él mismo ha explicado en Radio Interior que perdió el equilibrio y cayó al suelo. El astado sólo rozó y el mozo manifestaba que ni tan siquiera pasaría por la enfermería porque no presentaba ninguna lesión.

Por otra parte, en los momentos de la salida de las reses, en los primeros metros de la Avenida Virgen de la Vega, un corredor citó a uno de los astados que estuvo a punto de arremeter contra él, también un segundo joven tuvo que escapar rápidamente de la cornamenta de las reses ya que se acercó demasiado.

Al margen de estos pequeños sustos, el encierro ha sido muy limpio, cargado de emoción y con una gran afluencia de público al ser una jornada de sábado y en una mañana con temperaturas agradables y cielos despejados.

Los seis novillos, tres cárdenos, dos negros y uno colorao, se lidiarán esta tarde en el primer festejo mayor de la feria taurina de Moraleja para el cordobés Andrés Jiménez "Gallo Chico", el murciano Antonio Puerta y el pacense Tomás Angulo.

Noticia relacionada:

http://www.radiointerior.es/index.php?op=noticia&id=25485

 


Galería de imágenes