•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El alcalde de Herrera de Alcántara, Rodrigo Nacarino, ha sido elegido presidente de la Mancomunidad Sierra de San Pedro en el transcurso de una sesión plenaria celebrada el lunes y uno de sus objetivos prioritarios será la conversión en autovía de la carretera N-521.

El nuevo presidente contará con cinco vocales del PSOE, dos del PP, uno de IPEx y uno de Prex-Crex. La mancomunidad "inicia una nueva andadura" y Nacarino "será el encargado de marcar el rumbo" tras su designación por unanimidad, como nuevo presidente de la entidad.

Rodrigo Nacarino ha pedido a sus compañeros el apoyo necesario para seguir avanzando durante la nueva legislatura en proyectos de gran importancia para la zona, que requerirán "grandes dosis de iniciativa política y un alto grado de compromiso".

Entre dichos proyectos, el nuevo presidente de la mancomundiad ha destacado la conversión de la carretera nacional 521 en autovía, la construcción de un puente en Cedillo y de la parada comarcal del cruce de los Lapones, la puesta en marcha de un III Plan de Caminos que incluya la finalización del Camino de Montetrigo, la firma de un nuevo convenio de accesibilidad en edificios públicos y los equipamientos e instalaciones necesarios para convertir al Parque Natural Tajo-Internacional en un destino turístico preferente en la Región.

Tras el nombramiento, el nuevo presidente ha querido centrar su discurso de investidura en los tres pilares en los que se va a basar su trabajo en esta legislatura: consenso, creación de empleo y prestación de unos servicios públicos de calidad. En lo referente al consenso, tras agradecer el trabajo realizado por las anteriores Corporaciones, Nacarino ha apelado a la responsabilidad pública de todos los representantes municipales para trabajar de forma conjunta en aquellos proyectos que puedan significar una mejora de las condiciones de vida de los/as ciudadanos/as, "al margen, no de la política, sino de partidismos e intereses particulares que puedan impedirnos alcanzar metas comunes".

Según el nuevo presidente, la mancomunidad ofrece la oportunidad de afrontar la actual crisis unidos y cooperando para mantener servicios, empleo y futuro, "ya que la situación impedirá que nuestros Municipios, especialmente los más pequeños, puedan alcanzar por separado y de forma individual objetivos básicos de servicios y desarrollo local".

Dentro de dichos objetivos, el presidente, ha querido dejar claro que la creación de empleo será "la principal de nuestras obsesiones", no sólo en lo que a la realización de proyectos se refiere, sino también en el impulso de todos aquellos servicios e iniciativas destinados/as a apoyar a empresas y emprendedores en la detección y generación de oportunidades laborales. Segun Rodrigo Nacarino, "la mancomunidad es la mejor herramienta de que disponen los Ayuntamientos para el desarrollo de proyectos conjuntos destinados 100% a la creación de empleo, evitando duplicar esfuerzos y optimizando minuciosamente los escasos recursos de que se dispone en proyectos territoriales prioritarios".

Para ello desde la mancomunidad se demandará a la Administración autonómica un nuevo Plan Extraordinario de Empleo, el cumplimiento exhaustivo de los compromisos adquiridos con la reciente firma del Plan Territorial de Empleo de la Mancomunidad o la financiación necesaria para la creación de una estructura mancomunada de formación para el empleo que permita ofrecer a los/as desempleados/as de la zona una salida profesional adaptada a las demandas del mercado de trabajo. Igualmente se instará a las distintas administraciones a la puesta en marcha del Plan Zonal de la Ley de Desarrollo Rural Sostenible, que permita seguir ahondando en las políticas de mejora y diversificación de la economía rural, nuevamente con la vista puesta en la generación de empleo.

En cuanto a la prestación de servicios, el nuevo presidente demandará, entre otros asuntos, el cumplimiento de los compromisos adquiridos para la modernización del Parque de Maquinaria de la Mancomunidad o el mantenimiento de los fondos destinados a todos aquellos convenios y/o proyectos del área de lo social que vayan destinados a la atención y protección de colectivos en riesgo de exclusión, personas dependientes y discapacitados/as. Para poder mantener y mejorar los servicios, Nacarino, es cosciente del esfuerzo que tendrán que asumir y estará abierto a la firma de un pacto de optimización presupuestaria, que incluya todas las medidas de austeridad que sean necesarias y el estudio de implantación de tasas mancomuadas para la financiación de determinados servicios.


Galería de imágenes