•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La alcaldesa de Moraleja, Teresa Roca, anuncia que el ayuntamiento intentará que los terrenos del antiguo cuartel de la Guardia Civil, ubicados en la Avenida Pureza Canelo, puedan revertir a los ciudadanos del municipio. Por ello, Roca adelanta que iniciarán conversaciones y diálogos con el Gobierno para conseguir este fin.

En el caso de que el Estado saque a la venta dichos terrenos, según Roca, intentarán que el propio consistorio pueda hacerse con estos terrenos y llegar a un acuerdo razonable. En relación a la desestimación por parte del pleno de la modificación número 10, la dirigente local culpó al anterior gobierno municipal del PP de haber puesto en marcha una modificación urbanística que ahora no se puede justificar.

Tras el pleno, el Partido Popular (PP) de Moraleja acusaba al equipo de Gobierno socialista de "regalar" al Ministerio del Interior los terrenos tras desistir de dicha tramitación de la modificación urbanística. El PP aseguraba que el PSOE está regalando al Ministerio del Interior 1.990.474 euros, precio del antiguo cuartel de la Guardia Civil en la Avenida Pureza Canelo".

Pese a las quejas de los agentes y el mal estado de las instalaciones, el Gobierno -entonces presidido por el Partido Popular- retrasó la construcción de un nuevo cuartel en Moraleja hasta que transcurrieron 30 años, con lo que se garantizaba que los terrenos no revertirían al ayuntamiento pese a la cláusula del contrato, que queda extinguida a las tres décadas. Ahora, el Ministerio del Interior, no sólo es el legítimo propietario de unos terrenos que le fueron cedidos gratis por el consistorio en 1970, sino que pretende obtener por su venta unos ingresos de 1.990.474 euros.

Los populares, que siempre han sostenido que la postura ministerial era "un abuso", iniciaron negociaciones con Interior para conseguir los terrenos, y propusieron una modificación de la norma 10 de las normas subsidiarias para transformar el uso del suelo, que pasaría a ser declarado institucional-dotacional. Asimismo, en las semanas previas a la moción de censura contra el PP, -el 5 de julio de 2010- el Ministerio del Interior volvió a insistir por escrito en la posibilidad de alcanzar un acuerdo al remitir un escrito en el que ofrecía al consistorio "una compensación" económica, tanto si se producía una enajenación de la parcela como si se sacaba a subasta pública.

En este sentido, la alcaldesa ha culpado a los populares de eliminar dicha clausula para que los terrenos revertieran al municipio, y que esto no se pidió nunca.

Sobre este asunto desde el PP de Moraleja entienden que esta pretensión del Ministerio sobrepasa los límites de entendimiento y cordialidad entre las diferentes administraciones y están "en total desacuerdo que unos terrenos que fueron cedidos en su día por Moraleja, más cierta cantidad económica e incluso la cesión de los terrenos del nuevo cuartel, ahora el Ministerio intente hacer negocios con ellos.

Por ello los populares han iniciado una campaña de recogida de firmas en las que se le insta al actual equipo de Gobierno del PSOE a que no modifique el uso dotacional de la antigua casa/cuartel de la Guardia Civil y se pide que dicha casa/cuartel no sea "regalada al Ministerio del Interior, ya que los terrenos pertenecen a Moraleja y a los moralejanos" y han  animado o los vecinos a que participen en dicha campaña.


Galería de imágenes