•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Las instalaciones de las piscinas municipales de Moraleja se reformarán con una inversión de 241.000 euros a través del programa de inversiones de la Diputación de Cáceres, de los cuales el consistorio aportará 36.000 euros. El pleno extraordinario del ayuntamiento ha aprobado este miércoles, en sesión extraordinaria y urgente, la obra correspondiente a la piscina municipal con siete votos a favor, de PP e Ipex, y dos votos en contra del PSOE, ya que a la sesión sólo acudieron tres ediles socialistas y durante la sesión, el portavoz Felipe Mayoral fue expulsado por lo que no intervino en la votación.

El proyecto permitirá ejecutar una reforma en los dos vasos de baño, tanto en la piscina infantil como en el recinto de baño para adultos, además de la construcción de una pista de padel, con césped artificial, cerramiento e iluminación.

El concejal de Deportes, Rubén Blanco, dio a conocer los detalles del proyecto que permitirá levantar el vaso infantil y construir uno nuevo de mayores dimensiones. De esta manera se facilitará el baño de los niños rebajando su profundidad que tendrá como máximo 60 centímetros de altura. El vaso polivalente también rebajará su profundidad y oscilará entre los 85 centímetros y 1,70 centímetros, además se alicatará el vaso por dentro y se eliminarán las fugas.

El proyecto se completará con la construcción de una pista de padel en el recinto deportivo con césped artificial, cerramiento e iluminación.

Al inicio de la sesión, la alcaldesa de Moraleja, Concepción González, explicó la urgencia que venía motivada porque el proyecto que se recibió el pasado mes de julio para ejecutar la obra no era correcto, por lo que esta misma semana se ha recibido el nuevo proyecto corregido que es el que se ha aprobado esta tarde.

El portavoz de los socialistas, Felipe Mayoral, criticó que el equipo de Gobierno no hubiera dado a conocer antes el proyecto a la oposición y criticaron que aunque es una iniciativa importante para Moraleja señaló que en la actualidad hay otras prioridades para la población por lo que votaron en contra.

Durante el debate del punto del orden del día, la alcaldesa llamó al orden al edil Mayoral durante tres ocasiones y finalmente le expulsó a los 20 minutos de sesión. Aunque el pleno se prolongó durante cinco minutos más para proceder a la votación. Al ser una sesión extraordinaria, no se abrió turno de ruegos y preguntas y finalizó con esta votación.


Galería de imágenes