•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La Cámara de Comercio e Industria de Cáceres, con la colaboración de la Cámara de Badajoz y Fomento de Mercados organizan una misión comercial a Tokio que tendrá lugar entre los días 22 y 26 de noviembre. La visita tiene carácter multisectorial, por lo que está abierta a empresarios de cualquier sector productivo. Tiene como objetivo fomentar las exportaciones extremeñas en Japón.

Los empresarios interesados deberán rellenar una preinscripción y remitirla al Departamento de Comercio Exterior de la Cámara de Comercio. Este departamento organiza esta actividad dentro de las desarrolladas en el Plan Cameral de Promoción de las Exportaciones realizado por la Cámara.

Durante el viaje los empresarios extremeños tendrán la ocasión de entrevistarse con empresarios y potenciales clientes japoneses interesados en adquirir productos de nuestra región. La Cámara facilitará contactos con el fin de efectuar intercambios comerciales provechosos para los asistentes.

Después de una prolongada crisis económica, Japón  parece ir saliendo lentamente de la recesión y ha emprendido un programa de reformas estructurales encaminado a recuperar la senda del crecimiento económico. Estas reformas han pasado por una reestucturación de sus empresas, que han aumentado su capacidad productiva. La política monetaria del gobierno ha favorecido también que desaparezca la deflación producida en los años anteriores. La crisis ha producido también cambios en los sistemas de distribución, lo que puede favorecer las inversiones extranjeras y la entrada de nuevos productos.

Extremadura ha exportado durante el año 2008 productos a Japón por valor de más de siete millones de euros. La mitad de estas exportaciones corresponden al capítulo de carne y despojos comestibles. La cuarta parte del total corresponde, así mismo, a preparaciones de frutas y hortalizas.

Caucho y sus manufacturas, bebidas alcohólicas, grasas y ceras  y semillas son otros de los productos que, durante el año pasado, fueron demandados por las empresas niponas. Por otra parte, las importaciones de productos japoneses a nuestra región se acercaron en 2008 a los 850.000 euros. Las compras de caucho y sus manufacturas supusieron la mitad del total. El resto fueron máquinas y artefactos mecánicos, calzado, instrumentos musicales y vehículos.