•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La Consejería de Fomento de la Junta de Extremadura no podrá dar por finalizadas las obras de la Avenida de Pureza Canelo de Moraleja hasta resolver los problemas de cimentación que presenta uno de los carriles de la vía, aún en ejecución.

Fomento anunció el pasado 4 de agosto que "las obras de remodelación de la travesía concluirán a principios de septiembre", pero una vez más los plazos de entrega sufrirán una demora. Para el Ayuntamiento de Moraleja (PP), el problema está en graves problemas de cimentación que han provocado socavones en el terreno, pero para Fomento se trata de "la necesidad de mejorar la capacidad portante de la vía para adaptarla al importante tráfico que soporta".

Las deficiencias del terreno para soportar el tráfico rodado, además de retrasar la ejecución de los trabajos, obligaron a realizar un modificado del importe de adjudicación de 172.818,63 euros. La presión ejercida por los vecinos, comerciantes y el propio ayuntamiento, que amenazó con convocar una manifestación en Mérida si no se agilizaban las obras, hicieron reaccionar a Fomento y a la empresa adjudicataria, Nivel 10, que la pasada semana abrió al tráfico de forma provisional y sin señalización uno de los carriles de la avenida, que ha permanecido en tierra durante varios meses.

Sin embargo, esa misma jornada se procedió a cortar al tráfico parcialmente el otro carril, en sentido Coria, para compactar el terreno y acabar con los socavones que provocaban hundimientos del firme. Se trata del mismo carril que Fomento, en su comunicado del 4 de agosto, había dado por finalizado, cuando indicó que "la calzada izquierda ya está completamente asfaltada a falta de la capa de rodadura".

La travesía dispone ya de 54 columnas de alumbrado y los bordillos están colocados, pero la mediana está aún sin hacer.