•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Las obras para el soterramiento de los contenedores en Villanueva de la Serena comenzarán el próximo lunes. La localidad extremeña será la segunda ciudad de la región –tras Navalmoral de la Mata– y la primera de la provincia de Badajoz en instalar bajo tierra la totalidad de sus contenedores de residuos urbanos y los destinados al reciclaje, es decir, vidrio, papel y plástico.

El número de contenedores que se soterrarán es de 294, distribuidos por 109 enclaves, que se ubicarán en los diferentes barrios y en la zona centro. Esta actuación forma parte de la privatización del servicio de recogida de basura y limpieza viaria, que se adjudicó a Urbaser.

La previsión es que todos los contenedores estén soterrados a principios del 2010, porque el periodo de ejecución son 18 meses. No obstante, el alcalde Miguel Angel Gallardo informó ayer que en la semana del 21 de julio ya se podrán ver los primeros contenedores subterráneos.

Las obras se realizarán siguiendo determinadas rutas. La primera comenzará el día 14 y terminará el 31 de agosto. Los primeros barrios serán el de Cruz del Río y Plaza Salamanca. En septiembre llegarán a Barrio Nuevo, Mimosas y Los Pinos. En el resto de la población se estudia la ubicación de las islas (agrupación de los contenedores). Para ello se reunirán técnicos de Urbaser, el ayuntamiento y responsables de las empresas de gas, electricidad y teléfono.

La ubicación de los contenedores se ha hecho según criterios técnicos y tratando de que cada vecino disponga de uno de ellos a unos 150 metros. El número de contenedores en cada isla dependerá del número de habitantes que haya en cada enclave. Así, habrá islas que lleven dos: uno de residuos sólidos y envases, o bien cinco, porque dispongan también para papel si son puntos estratégicos.

Para el alcalde, esta actuación "es un modelo solidario, justo y compartido porque los contenedores se soterran en todos los barrios". Los nuevos recipientes tendrán una capacidad de 200 litros más que los tradiciones, reducirá el impacto visual, los olores y la ocupación de la calle.


Galería de imágenes