•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El Rey, que ha entregado en el Monasterio de Yuste el Premio Carlos V a Simone Veil, señala que la concesión del galardón a esta mujer -primera presidenta del Parlamento Europeo- sirva de estímulo a todos para que, "iluminados por su experiencia, sepamos seguir avanzando en la obra de construcción europea".

Del Veil, don Juan Carlos ha destacado su implicación por lograr la plena igualdad de la mujer, destaca asimismo su decidida apuesta en la Eurocámara, por una Europa abierta al mundo y solidaria con los países más pobres.

Don Juan Carlos, en su discurso, ha resaltado la importancia del Premio Carlos V, "destinado a reconocer vidas de entrega ejemplar a los ideales de una Europa más unida, más justa, más próspera y solidaria. Una Europa resuelta a desterrar para siempre de su suelo la intolerancia, la barbarie, las guerras y las divisiones entre europeos".

En este sentido, informa El Periódico Extremadura, el Rey ha descrito a la premiada como "una europea excepcional que, desde la experiencia directa del dolor, ha sabido construir una trayectoria dominada por el servicio a Europa contando con las herramientas de su inteligencia, coraje y dedicación".

Tras recordar la experiencia de Veil en campos de concentración como Auschwitz, donde exterminaron a casi toda su familia, don Juan Carlos ha destacado de ella como "supo superar aquel brutal drama, partiendo de su firme defensa de los derechos humanos, la democracia, la convivencia y la paz".

"Nadie mejor que usted, que conoció en carne propia los totalitarismos y la barbarie, para exigir que los capítulos más odiosos de la historia europea nunca se repitan, y para ilustrar a las nuevas generaciones sobre el valor del respeto, la tolerancia y la concordia", asegura.

Por su parte, Simone Veil reafirma su compromiso con la reconciliación y la construcción europeas pese a que, con su trágica adolescencia, "podría parecer paradójico que desde los años 50 militara por la reconciliación entre Francia y Alemania".

"Estaba convencida de que sin esa convergencia la paz no podría estar asegurada; temía incluso que hubiera pronto una nueva guerra", explica.

La premiada se ha referido al rechazo en referéndum de Irlanda al Tratado de Lisboa y, tras pedir al pueblo irlandés que no olvide todo lo que la UE les ha aportado, ha confiado en que esta oposición no suponga un obstáculo a la ratificación del texto.

"El Tratado de Lisboa constituye un avance importante no sólo para aquellos que viven en ella, sino también para los que saben que Europa, con su rica historia, sigue teniendo que asumir frente al mundo un papel de paz y prosperidad", dice.


Galería de imágenes