•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La concejala de Educación y Cultura de Trujillo, María Curiel, de 34 años de edad, será la nueva alcaldesa de la ciudad en sustitución de José Antonio Redondo. La dirección provincial del PSOE de Cáceres apuesta por esta joven licenciada en Veterinaria que es Jefa de Servicio en la Consejería de Agricultura y Desarrollo Rural de la Junta de Extremadura y que no tiene experiencia política.

Curiel se convertirá en la primera mujer que dirigirá la alcaldía de Trujillo, aunque antes será preceptivo que el grupo municipal socialista en el ayuntamiento y la dirección del partido acuerden el nombramiento en una reunión cuya fecha está aún por concretar. El socio de gobierno del PSOE, la coalición IU-Siex, tampoco pondría reparos al nombramiento de esta mujer como alcaldesa pese a que deberá ser liberada.

José Antonio Redondo, que en la tarde de ayer aún no había formalizado su dimisión en el registro oficial del ayuntamiento, reunió a sus compañeros con la intención de "tomar un café". En el transcurso del encuentro, que tuvo lugar pasadas las 18.00 horas, les comunicó una decisión que conocieron por la prensa.

Anuncios
Anuncios

"Vamos a esperar a ver cómo se suceden los acontecimientos, porque aún no hay nada concretado y ha sido una reunión de un grupo de amigos tomando un café", dijo uno de los asistentes al ser preguntado por el contenido de la reunión.

María Curiel eludió en todo momento aceptar que dentro de unas semanas se convertirá en la alcaldesa de Trujillo.

"Por el momento sólo tenemos una mala noticia, y es que José Antonio Redondo dejará de ser alcalde", manifestó.

La aspirante a la alcaldía hizo su incursión en el mundo de la política hace ahora un año, al situarse tercera en la lista del PSOE de Trujillo precedida por el propio Redondo y Cristina Blázquez, una diplomada en Magisterio natural de la pedanía de Huertas de Ánimas que es edil de Juventud y Mujer.

La dirección del partido no ha tenido dudas a la hora de decantarse por Curiel pese a ser la número 3 de la candidatura, pues ya tenía perspectivas de dedicarse a la política y puede dar un nuevo rumbo a la política local. De hecho, la futura alcaldesa será diputada en la Asamblea de Extremadura si en los próximos tres años se produce la renuncia de un diputado del PSOE por la provincia de Cáceres, pues fue en el número 18 de las listas al parlamento regional y se quedó en puertas de ser elegida.


Galería de imágenes