•  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La Federación Regional de Asociaciones de Padres de Alumnos (Freapa) se opone "frontalmente" a la iniciativa de la Policía Local de Badajoz de poner en marcha patrullas escolares con alumnos a partir de 10 años y, en caso de que el ayuntamiento decida llevarla a afecto, recurrirá judicialmente e informará a los padres sobre los riesgos que corren tanto sus hijos como ellos.

El presidente de Freapa, Rafael Delgado, compareció ayer para dar cuenta del informe jurídico que ha encargado esta federación sobre el proyecto, del que informó este diario en exclusiva el pasado 22 de febrero y que ya entonces la federación de padres anunció que iba a estudiar, porque advertía de que cualquier decisión en este sentido tenía que contar con el consentimiento de la Consejería de Educación y, por supuesto, de los padres, informa El Periódico Extremadura.

Según informó este periódico, la policía local va a trasladar a los directores de los colegios de la ciudad la posibilidad de poner en marcha patrullas escolares para controlar el tráfico en los accesos a los centros educativos. Estas patrullas estarían integradas por niños que cursen a partir de quinto de Primaria (10 u 11 años) hasta los primeros cursos de Secundaria, para lo cual recibirán una formación específica por parte de los agentes municipales.

Tras esta noticia, Freapa solicitó una reunión urgente con el concejal de la Policía Local, José Antonio Monago, que según Delgado ha mostrado "nulo interés" en reunirse con los padres de alumnos para debatir este tema. Al mismo tiempo, desde Freapa se encargó un informe jurídico para saber las condiciones que deben cumplirse en el hipotético caso de que el ayuntamiento siguiese adelante con la idea de crear patrullas escolares con menores de edad.

Según este informe jurídico, el ayuntamiento debería solicitar la autorización expresa a los padres de los niños, así como liberarlos de la obligación de guarda cuando estuviesen realizando las labores de regulación de tráfico. Asimismo, a los padres se les debe eximir de la responsabilidad civil por los actos erróneos de los menores, tanto por acción como por omisión. También se debe cubrir la responsabilidad civil cuando realicen las funciones auxiliares de los agentes de la circulación y, por último, el ayuntamiento debería hacer suya la actividad como si de los agentes de la autoridad encargados de la circulación se tratara.

Según Rafael Delgado, tanto la falta de respuesta de Monago como la ausencia de respaldo jurídico a esta propuesta lleva a pensar a los responsables de Freapa que "se trata de una mera ocurrencia sin base ninguna ni pretensión de llevarse a efecto" lo que, por otro lado, les parece "una grave irresponsabilidad por su parte, dada la alarma social que –según Rafael Delgado– ha creado entre las familias". Este periódico solicitó ayer la respuesta del concejal a estas manifestaciones, pero Monago no quiso responder. 

 El presidente de Freapa recordó ayer que la iniciativa de crear patrullas escolares "no es nueva" porque ya en el 2003 el concejal de Seguridad Ciudadana en Cáceres intentó ponerlas en marcha a través de los padres de alumnos, sustituyendo a la policía local. No pudo hacerse porque, según Delgado, no se acogía a la Ley de Voluntariado y Freapa aconsejó a las asociaciones de padres que "bajo ningún concepto" asumiesen esa responsabilidad. Posteriormente, en el 2004, el concejal de Plasencia anunció patrullas escolares con los socios de los hogares de mayores que, por otro lado, "estaban muy ilusionados". Tampoco se llevó a efecto porque tenía que disponer de un seguro de responsabilidad civil para las personas que regulaban el tráfico y si se producían daños a terceros. En ambos antecedentes, la Freapa se reunió con los concejales responsables. No ha sido así en el caso de Badajoz.


Galería de imágenes